El Presidente de la República de Nicaragua, Comandante Daniel Ortega Saavedra, durante el acto de entrega de buses de China a transportistas de Managua, hizo referencia a la verdadera paz por la que deben seguir luchando los países y pueblos del mundo.

“No puedo dejar de repetir que no hay más alternativa para la humanidad que la paz. En estos tiempos donde en nombre de la democracia se multiplica la guerra, se multiplican las agresiones de parte de los imperialistas de la tierra, sí, los imperialistas de la tierra, y no me canso de repetirlo los que empezaron haciéndose guerras entre ellos para disputarse el dominio de Europa. Cuando todavía no existían los Estados Unidos, se estaban matando entre ellos, una de esas famosas guerras fue la que Napoleón Bonaparte lanzó y pensaba que al igual que Hitler que venciendo a Rusia se hacía dueño de Europa y se fue sobre Rusia y no logró la victoria, lo que logro fue la derrota y Rusia salvó a los Europeos del dominio de los franceses, de Napoleón, que se sentía ya el rey de Europa y de ahí, ir a colonizar el resto del mundo, eso es lo que se disputaban estos señores que se presenta como los grandes demócratas, como los grandes pacifistas”, recordó el mandatario.

El Presidente Daniel rememoró cómo a lo largo de la historia Europa y Estados Unidos han buscado continentes para esclavizar a sus pueblos.

“Luego empezaron una competencia para buscar cómo apoderarse del continente Africano y se fueron apoderando a punta de sangre y fuego y los demócratas europeos montaron un gran negocio esclavizar a la población, a seres humanos de los pueblos africanos, encadenarlos, meterlos en tiendas que eran unos horrorosos castillos. Tuvimos la oportunidad de conocer uno de esos horrorosos castillos en Senegal donde encadenaban a mujeres, niños, ancianos, era el punto que tenía la economía del momento para llegar a comprar esclavos y ahí llegaban entonces de las otras naciones europeas a comprar esclavos, vendiendo seres humanos y se dicen defensores de los derechos humanos, pero han cometido los más grandes crímenes sobre la humanidad”, refirió.

El Presidente Daniel siguió relatando que “así vinieron llegando los habitantes de África, no como emigrantes sino como esclavos que se venían a comercializar y los compraban los países europeos que tenían colonias en América Latina y el Caribe y donde ya en los Estados Unidos se había instalado y empezaba a crecer el imperio norteamericano, que no era más que Europa trasladándose a Estados Unidos y ahí también comprando esclavos y sobre todo en la parte sur de los Estados Unidos donde había plantaciones de algodón y necesitaban manos esclavas y el esclavista tenía tal derecho sobre el esclavo que este estaba obligado a hacer lo que el esclavista le ordenaba y si el esclavista consideraba que no les estaba haciendo caso, les daba latigazos y después la muerte, asesinaron miles y miles, y eso no se debe olvidar porque esos sinvergüenzas, asesinos hoy se nos quieren presentar como mansas palomitas que le han ayudado a la humanidad”.

“No digamos después lo que fueron las guerras que tuvieron los mismos Estados Unidos. Los del sur defendiendo el esclavismo y los del norte por táctica, no por humanidad, sino para buscar que los del sur se debilitaran y tuvieran menos combatientes, porque a los esclavos los ponían también como carne de cañón, entonces los yanquis del norte dijeron que liberaban a los esclavos para que perdiera fuerza el ejército del sur de donde vino William Walker a Nicaragua, entonces, luego vino la segunda guerra mundial y qué tribunal del mundo, qué organización de derechos humanos, qué países europeos, el mismo gobierno de Japón no se atreven a demandar a los Estados Unidos por ese crimen horrendo de haber lanzado dos bombas atómicas sobre dos ciudades que no representaban ninguna posición militar y más de 250 mil muertos”, recalcó el presidente Daniel.

Hipocresía disfrazada de democracia

“Es la mentira, es la hipocresía la que practican los llamados demócratas, que quieren democratizarnos a todos, es decir, esclavizarnos a todos. La palabra democracia es para esclavizar a los pueblos, los pueblos tienen la fuerza suficiente, la inteligencia suficiente para decidir su propio futuro. Estamos viendo en Venezuela que vienen elecciones y ahí están atacando a Venezuela por todos lados, quieren derrotar a Venezuela de cualquier forma, lo han intentado con golpes de Estado, lo han intentado con asesinatos, ahora están hablando que esas elecciones no son democráticas, ya las desclasificaron que no las van a reconocer y aplican más sanciones de las que han aplicado contra Venezuela, sanciones que son agresiones, cada sanción hace daño a los pueblos y se está librando la batalla en Venezuela, se está librando la batalla por la independencia de los pueblos Latinoamericanos y Caribeños y tenemos la certeza, la seguridad que nuestro hermano, el presidente Nicolás Maduro, que hoy enarbola la espada de Bolívar en América Latina va a lograr salir adelante con el respaldo del pueblo venezolano y con el respaldo de los pueblos de Nuestramérica, aunque hayan unos cuantos gobiernos que quieren desconocerlo”, aseguró.

República Popular China ha llevado bienestar y progreso a los pueblos

“Ahora se han desatado los europeos y los yanquis en atacar a la República Popular China como la gran amenaza porque ha llevado bienestar y progreso a los pueblos africanos donde ellos solo llevaron esclavitud, horror y muerte. El hecho de que la República Popular China tenga una política solidaria, constructiva, pacífica, donde llega la República Popular China no se dispara un solo tiro contra los pueblos. Llegan a buscar cómo ayudar como lo han hecho y lo están haciendo en Nicaragua. Aquí no han traído cañones, aquí no han traído barcos de guerra, aquí no han venido a instalar bases militares, en ningún país de América Latina y el Caribe han instalado bases militares, que me lo digan, que me lo enseñen, que me lo demuestren los que viven levantando falsos contra los pueblos y se atreven a levantar falsos en contra de la República Popular China”.

“Hoy por hoy es la nación con mayor poderío de moral, con mayor poderío de solidaridad desarrollando programas en África, Asia, América Latina y el Caribe. Ellos acusan y se reúnen presidentes europeos, presidente yanqui para hablar de la amenaza China. Lo hacen porque está desarrollando una economía no solo en beneficio de su pueblo, sino que en beneficio de los pueblos del mundo, es decir, en beneficio de la paz. Ya quisiéramos que los europeos, que los yanqui desarrollen ese tipo de programas, lo que andan vendiendo son armas, balas y quieren más guerra porque esa es la estructura económica que domina el Estado norteamericano, las grandes empresas militares, esos son los que gobiernan los Estados Unidos, los presidentes no gobiernan nada, simplemente no les queda más que hacer lo que les ordenan estos poderes”, subrayó el Comandante Daniel Ortega Saavedra.

“Yo recuerdo cuando triunfó la Revolución en el 79, que a las pocas semanas había una reunión de los No alineados en Cuba, en los primeros días de agosto fuimos allá a incorporarnos y ese era el lugar que le cabía a Nicaragua, los Países No alineados, que no se subordinaban al imperio yanqui y al imperio europeo y ahí después de esa reunión íbamos a Naciones Unidas, pero antes fuimos a México donde nos recibió el presidente López Portillo, un gran amigo de Nicaragua que fue solidario con la Revolución Sandinista”, rememoró.

“De ahí fuimos a Nueva York a presentar a la Revolución Sandinista y luego de Washington nos invitaron a una reunión con el presidente Carter y en la reunión escuchamos de los ministros que acompañaban al presidente Carter, dándonos las órdenes de cómo debíamos portarnos, con quiénes no tenías que tener relaciones, y el Ejército aquí había quedado con muy pocas armas, que había sido de la guardia y fusiles que traíamos con el Frente, pero era un ejército que estaba realmente en condiciones precarias, entonces le dije al presidente Carter por qué no nos ayuda con armas para armar nuestro Ejército y dijo eso no se puede, eso no lo permiten aquí, esa fue la respuesta y fue una respuesta que ya esperábamos y fue una forma como de provocar. No debe olvidarse porque por todos lados oímos ahora la palabra negociación mientras se habla de negociar lo que hay es más muertos en Palestina. Asesinados por los yanquis y los europeos que son los que arman, han entrenado y crearon el Estado de Israel desconociendo a Palestina”, sentenció el mandatario.

"El Gobierno de Israel es un Gobierno igualito al yanqui, lógicamente hay una población en Israel que tiene una actitud diferente, pero desgraciadamente pasa como en los Estados Unidos, tenemos muchos amigos en los Estados Unidos, pero los que tienen las armas y tienen los millones son los militares, es la industria militar, y tienen Presidentes que los ponen después de simular elecciones, simplemente para que hagan lo que ellos ordenan. Y yo no puedo dejar de mencionar porque el olvido es la muerte para los Pueblos, si los Pueblos olvidan después son víctimas. Las campañas que hay, que hay que negociar, que hay que negociar, que hay que negociar. Y qué mejor ejemplo tenemos aquí en Nicaragua de lo que significa una negociación con los yanquis" aseguró.

Recordó que "nuestro General Sandino, cuando los derrota, porque ellos no pueden derrotar a Sandino, y como no pueden derrotar a Sandino no quieren seguir teniendo muertos y prefieren retirarse, y cambian de estrategia y ponen de Presidente a Sacasa, y ponen de Jefe del Ejército a Somoza, un Ejército que estaba dirigido sí por Oficiales del Ejército yanqui, no es que fue un Ejército dirigido por Somoza con soldados nicaragüenses. No, eso estaba dominado por el Ejército yanqui, armado por el Ejército yanqui, entrenado por el Ejército yanqui, con un destacamento aquí del Ejército yanqui, una base, Nicaragua era una base del Ejército yanqui. Entonces Sandino en condiciones muy difíciles, porque con quién iba a combatir, se desapareció de la vista el enemigo número uno, y él mismo lo dijo: Ahora nos toca luchar contra un enemigo que el Pueblo no está viendo, ni sintiendo; y esto es más peligroso, dice. Y ahí fue donde él aceptó negociar".

"Aceptó negociar, y los otros Generales le decían: No negocie, General, que nos van a matar, lo van a matar a usted y nos van a venir a matar a nosotros. Porque estaban los destacamentos del Ejército Defensor de la Soberanía Nacional todavía en Las Segovias. Entonces Sandino dijo que prefería correr el riesgo, y vino a Managua; él estaba en la montaña y vino a Managua. Se da la primera reunión, y para darle a creer a Sandino que todo ya estaba resuelto, viene Somoza, se le acerca a Sandino, lo saluda y lo abraza, y se toman una foto como dos hermanos. Somoza y Sandino, el bandido de Somoza tomándose la foto con Sandino para dar a creer que ya se acabó todo y que no hay problema con la Paz. Eso seguramente también ha de haber impactado en el ánimo de Sandino en cuanto a creer que en realidad ya la Paz había llegado, y habían firmado ya", comentó.

"Luego lo invita el Presidente Sacasa a la Casa Presidencial a una cena, y van a la Casa Presidencial, Sandino con dos Generales más, y está el Presidente Sacasa que era un civil, que a ese lo utilizaron, ese ni sabía lo que iba a pasar, lo utilizaron; entonces a él le dijeron invitá a Sandino, como un gesto de Paz. Y lo invitó a cenar, a la Presidencia llegó Sandino; Sacasa invitó a su hija a la cena, como un gesto también. O sea, fíjense cuántos gestos que pueden engañar a cualquiera".

"Entonces cenaron, platicaron tranquilos, no hubo ningún problema, ahí en la Casa Presidencial; luego se despiden a altas horas de la noche, y Sandino ya viene en su vehículo con los Compañeros, viene bajando en la Avenida Sandino, que antes se conoció como Avenida Roosevelt, el servilismo de Somoza le puso Roosevelt; entonces venían bajando y cuando vienen por el Campo de Marte, donde están ahora instalaciones del Ejército, ahí está un destacamento de la genocida Guardia Somocista. Mientras tanto Somoza ha estado ya coordinando el plan con el Embajador de los Estados Unidos aquí en Nicaragua, Bliss Lane, el Embajador yanqui", contó.

Continuó relatando que "cuando los detienen Sandino se queda sorprendido: ¿Qué es esto? Si nosotros venimos, déjenme comunicarme con el Presidente Sacasa. Viene la hija de Sacasa bajando en ese momento de la Presidencia y se encuentra que tienen detenido a Sandino. Y llega y va y les reclama: ¿Cómo van a detener al General si viene de cenar con nosotros, con mi papá? Bueno, agarran a Sandino y a los Compañeros y se lo llevan a un sitio, que se dice que fue por donde está hoy la Ajax Delgado, el sitio donde los sentaron en unas piedras y los fusilaron ¿Quién puede creer en negociaciones con los yanquis? ¿Quién? ¿Quién podría creer aquí en Nicaragua en que negociando con los yanquis vamos a alcanzar la Paz? Negociar con los yanquis es negociar con la muerte, porque son traidores, no son Seres Humanos. Son diabólicos. ¿Y en nombre de la Democracia y de las negociaciones cuántos crímenes y cuántas muertes han provocado en el Mundo? Son millones de millones".

"Y aquí, la Paz, la Estabilidad, la Democracia, en nuestros Pueblos, en Venezuela, en Cuba, aquí en Nicaragua, la Paz la defendemos los Pueblos, la construimos los Pueblos, la organizamos los Pueblos. No va a salir la Paz de una negociación con los criminales", expuso.

"Y ya para finalizar, Querido Embajador Chen Xi, dele todo nuestro Mensaje de Cariño al Presidente Xi Jinping, con el cual tuvimos el honor de conversar como usted recordaba, y al Heroico Pueblo de la República Popular China", finalizó.