Las obras de rehabilitación y mejoramiento de las casas maternas en San José de Cusmapa y San Lucas en el departamento de Madriz, impulsadas por el buen Gobierno a través del Ministerio de Salud (Minsa), avanzan satisfactoriamente.

El viceministro de salud, doctor Enrique Beteta, realizó una visita de seguimiento a los dos lugares que en los próximos meses estarán concluidos para recibir y atender a las embarazadas, principalmente de la zona rural.

Estos proyectos son parte de los logros obtenidos con el Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional y de la restitución de derechos a la salud que brinda a los nicaragüenses y en especial de las mujeres que dan vida.

madriz

La inversión en ambas casas maternas asciende a 3 millones 200 mil córdobas y el mejoramiento consiste en instalación de techo, sistema eléctrico, hidrosanitario e infraestructura (dormitorios, comedor, cocina, baños y sala de espera).

En la casa materna de San José de Cusmapa se instalará un tanque para agua y contará con 15 camas y la de San Lucas con 16. Ambas construcciones iniciaron en el mes de junio y se prevé concluir en octubre y noviembre respectivamente.

En las casas maternas, el Buen Gobierno garantiza la alimentación, hospedaje y atención médica gratuita. En San José de Cusmapa beneficiará a las protagonistas embarazadas de sus 28 comunidades.

Condiciones garantizadas

El viceministro de salud expresó que la casa en este municipio va a cumplir con todas las condiciones humanas que merecen las embarazadas.

"Es la restitución de derechos como parte animosa para asegurar la vida y la alegría de un bebé que llega a la casa como un ser nuevo para la familia", señaló el doctor Beteta.

madriz

También es un espacio donde llegan 40 parteras del municipio a brindar charlas sobre diferentes temas como el riesgo en el embarazo y lactancia materna.

"Para mí como partera es de gran importancia porque es donde las mujeres y nosotras venimos a estar y en especial a las mujeres de las comunidades lejanas que vienen a tener sus hijos aquí", indicó la partera Karen Zambrana.

El compañero Guillermo Maradiaga, alcalde de San José de Cusmapa, expresó que esta es una obra del Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional del comandante Daniel y la compañera Rosario que siempre están pensando en la vida de las personas.

madriz

"Se está mejorando esta casa donde día a día se le está dando protección a esas madres que dan a luz, a esas madres que traen a un ser más para este pueblo. Por lo tanto, nosotros como Alcaldía nos sentimos muy orgullosos de tener esta obra tan bonita y bella que va a ser de mucha importancia para atender a esas madres que viven lejos", afirmó el alcalde del municipio.

Atención con mucho amor

En el municipio de San Lucas la casa materna podrá recibir a embarazadas de las 33 comunidades que lo conforman y a las 15 parteras que forman parte de la red comunitaria.

Una de ellas es doña María Concepción Pérez, quien tiene 33 años de ayudar a las mujeres a traer vidas y se mostró agradecida con el Gobierno sandinista por esta obra.

Esto "nos viene ayudar a tener un hogar adecuado para nuestras embarazadas que nosotras referimos y hacemos conciencia para que se vengan a la casa materna a esperar el parto", dijo Pérez.

madriz

Asimismo, la compañera Thelma del Socorro Vanegas, secretaria política municipal, dio las gracias al comandante Daniel y la compañera Rosario por esta restitución de derecho a las mujeres sanluqueñas, en especial a las de las comunidades rurales.

El doctor Beteta aseguró que en esta casa materna de San Lucas se atenderán a las embarazadas con cariño porque es un templo donde se les brinda mucho amor a quienes llevan en su ser un bebé que va a llevar alegría a la familia y siempre cumpliendo con el mandato del comandante Daniel de brindarle una salud gratuita.

madriz