El incremento de la sensación térmica en la capital y municipios aledaños provocó que muchas familias buscaran las refrescantes aguas de la laguna de Xiloá o las piscinas del Centro Recreativo Xilonem para escapar del sofocante calor que se ha registrado en distintas regiones del país.

Cada domingo es una tradición que los capitalinos o pobladores de municipios como Mateare, Ciudad Sandino, Ticuantepe, incluso de Masaya, visiten estos dos emblemáticos centros de recreación para refrescar el día y burlar el bochorno que provocan las altas temperaturas.

Tanto en Xiloá como Xilonem se pudo apreciar a numerosas familias que en su gran mayoría llevaron sus propias bebidas y alimentos, mientras otras compraban en los diversos bares o quioscos que ofertan refrescos, asados, sopas de res o de gallina.

BALNEARIO3

“El ambiente está muy fresco, muy rico, me vine con mi familia, con mi mamá, mis dos hijos y la estamos pasando muy bien, porque la idea es venirse a divertir y eso lo estamos logrando”, comentó Daniela Chavarría.

Esta joven reside en Villa Libertad, un barrio que se ubica a unos 25 kilómetros de Xiloá, lo que no fue impedimento para que toda la familia tomase un bus y luego otro que la trasladó a Ciudad Sandino y ahí tomó una camioneta para el balneario.

“Vivimos largo, pero teníamos ganas de venir a Xiloá, no necesitas mucho dinero para venir aquí, la entrada es gratuita, trajimos nuestra comida y bebidas y la estamos pasando muy bien”, añadió Daniela.

BALNEARIO3

“Lo importante es que hay mucha tranquilidad, todo está calmo y hay presencia policial que brinda seguridad a las personas que andamos en este lugar, muy recomendable venir hasta Xiloá porque hay demasiado calor”, confesó Mariluz Mendoza.

Xiloá es un centro muy popular que cada domingo recibe muchos turistas, sobre todo después de las 11 de la mañana que empiezan a llegar a pie, en buses,  carros particulares, motocicletas y las llamadas caponeras.

En Xilonem que se ubica en el municipio de Ticuantepe, también se registró una excelente asistencia de las familias que tienen tres opciones de piscinas, entre ellas una exclusiva para niños.

BALNEARIO3

Aquí las familias tienen espacios para asar carne y hay 9 pequeños quioscos que ofertan variedad de alimentos y hasta ropa para bañarse.

“Para el que no trae su traje de baño acá tenemos shores en alquiler o bien pueden comprarlo por 50 córdobas, también tenemos flotadores para los niños para que los usen en la piscina y vendemos comidas variadas y aquí nos acomodamos al bolsillo de los visitantes para que estén tranquilos y disfruten”, expresó Janethe Cruz, propietaria del quiosco número 9.

En Xilonem las familias las pasan de maravilla sobre todo porque todo el espacio está cubierto de árboles que dan mucha sombra, lo que ayuda a disminuir el calor.

“Venimos de Masaya a disfrutar con toda la familia, este lugar nos queda cerca de nuestra casa y venimos a escapar del calor, andamos cuatro personas y lo importante es que salimos a distraernos”, dijo Migdalia Castillo. 

BALNEARIO3