Con un emotivo y solemne acto, la Policía Nacional rindió homenaje póstumo y de ascenso al suboficial Luis Alexander Mendieta Alemán, caído en cumplimiento de su servicio al ser asesinado por integrantes de la banda delincuencial "Chabelo", el pasado 30 de noviembre en el reparto Cailagua, en Masaya.

El acto se efectuó en su casa de habitación en el barrio Halata en Masatepe, donde estuvieron presentes sus padres Luis Manuel Mendieta, Grisel Deyanira Alemán, su esposa Itzamari Sánchez Vivas y su hija Alexa Sofía que queda en orfandad, así como el comisionado general Francisco Díaz, director general de la Policía Nacional y miembros de la Jefatura Nacional y del Consejo Nacional de la Policía.

Además estuvieron presentes familiares, amigos, compañeros y compañeras de trabajo miembros de la Dirección de Operaciones Especiales Policiales (DOEP) y de Masaya, Juventud Sandinista, delegados de instituciones de gobierno, autoridades locales de Masaya y Masatepe, entre otros.

homenaje-postumo-policia-luis-alexander-mendieta

El compañero Mendieta fue condecorado con la medalla al valor Subcomisionado Juan Ramón Torres Espinoza y ascendido póstumamente al grado de inspector por el comisionado general Francisco Díaz, por dedicar y ofrendar su vida a proteger y garantizar la paz, seguridad y tranquilidad de las familias nicaragüenses. Ambos reconocimientos fueron recibidos por su padre.

El suboficial Mendieta tenía tres años y tres meses de servicio para la DOEP, destacándose en las labores de prevención y persecución del delito con total entrega y abnegación al desarrollo de la Policía Nacional.

La compañera Guiomar Irías, directora del Inifom, expresó que el compañero Mendieta es un héroe de la paz.

"Estamos también aquí nosotros en nombre de nuestro Gobierno, diciendo presente, acompañando con solidaridad, como corresponde en este momento, entre hermanas y hermanos, a nuestro compañero que dio su vida, que cayó como héroe de la paz", recalcó.

homenaje-postumo-policia-luis-alexander-mendieta

Igualmente, el compañero Milton Ruiz, coordinador nacional de Juventud Sandinista, indicó que hoy se le despide físicamente a Luis pero se recoge en los corazones el legado victorioso de una Policía al servicio de la comunidad.

"Como jóvenes nos sentimos comprometidos hoy más que nunca a construir la paz, porque la paz debe ser construida por todos los nicaragüenses… Hemos venido a saludar a su mamá, a su papá, a sus familiares, a mostrar ese abrazo solidario que nos une en las calamidades como esta, y por supuesto, a decirle a nuestro pueblo nicaragüense que nadie tiene derecho a quitarle la vida a nadie", afirmó el líder juvenil.

Quienes tuvieron la oportunidad de conocer a Luis lo caracterizan como un joven que era muy alegre y un buen amigo, siempre dedicado.

El oficial Ervin José Aguilar muy consternado expresó que Luis era una buena persona y jamás imaginó verlo en una caja.

"Tuvimos en labores de trabajo, lo miré saliendo del complejo, solo le dije cuidate hermano...Seguimos adelante, aunque no quieran, estamos dispuestos a seguir adelante. Somos policía con misiones especiales DOEP y vamos a seguir adelante", reiteró.

A este joven de 21 años, se le dio cristiana sepultura en el Cementerio Municipal de Masatepe hasta donde lo acompañó la población masatepina, amigos, familiares y miembros de la institución policial.