Con una magistral ponencia del doctor Jorge Eduardo Arellano en el salón Rubén Darío del Palacio de la Cultura, Nicaragua conmemoró este martes el Día Internacional del Libro que también es un homenaje a la memoria de William Shakespeare y Miguel de Cervantes.

Así lo informó el arquitecto Luis Morales, codirector del Instituto Nicaragüense de la Cultura (INC).

Arellano, una de las voces más autorizadas de la investigación y de la crítica literaria en Nicaragua, impartió una conferencia sobre la bibliografía nicaragüense “porque el libro para nosotros nunca va a desaparecer, ni con las tecnologías ni lo que venga, el libro va a ser el libro siempre”.

Dijo que ese fenómeno de comunicación de los autores y lectores es “como los momentos de ilusión que tiene la cultura de la humanidad, como cuando Gutenberg con la imprenta inició y ahora hay libros digitales y más adelante van a haber cosas que no conocemos, pero el libro impreso no va a desaparecer”.

“Nosotros siempre hacemos homenaje a esto porque nosotros decimos que el mejor amigo del hombre y la mujer es el libro porque nos da sabiduría, enseñanza, comunicación y compañía”, expresó.

Explicó que el INC tiene programas como las bibliotecas viajeras que van a las zonas rurales y ahí tiene presencia el libro físico y desde el Instituto de Cultura “tenemos programas donde estimulamos la creación literaria a través de concursos como el premio internacional de poesía Rubén Darío”.

El escritor Arellano dijo que su ponencia fue “la historia abreviada de la bibliografía nicaragüense desde 1873 de un francés, Pablo Levis, que compiló un catálogo para una biblioteca nicaragüense, él privilegió libros de autores extranjeros sobre Nicaragua".

Dijo que Nicaragua “es el país de Centroamérica sobre el que más se ha escrito y publicado, porque Nicaragua posee ámbitos temáticos únicos que no lo tienen otros países y por ejemplo el proyecto del Canal Interoceánico, "hay más de 500 libros sobre el canal de Nicaragua y hay muchos menos (libros) sobre el canal de Panamá”.

Sobre la Mosquitia –el escritor dijo- “fue tema de muchos libros sobre todo del extranjero, de los moravos, los alemanes”.

Después la guerra nacional contra William Walker también produjo una inmensa bibliografía y “todavía se están publicando en Oceanía, Australia hay libros nuevos sobre ese tema”.

También abordó sobre la creación literaria sobre Rubén Darío en varios idiomas y otros dos temas más como las intervenciones norteamericanas en 1912 y 1927 y la consecuente resistencia nacionalista de Augusto Sandino y la Revolución Popular Sandinista.

Recordó el escritor que el objetivo de la biblioteca nacional es alcanzar la condición de fuente primordial de información impresa de lo que ha sido la nación nicaragüense y su “función es rescatar ese fondo social del país”.

Por su parte, Nora Sabala, directora de la Biblioteca Nacional Rubén Darío, dijo que la celebración de Día Internacional del Libro comprende también el día del derecho de autor y “nosotros como INC hemos hecho esfuerzos por promocionar el libro y la lectura en todo el país”.

“Por eso tenemos instaurado desde el 2017 el premio nacional de cuento Fernando Silva, así como el premio nacional de poesía caribeña Carlos Rigby y el premio nacional de poesía Rubén Darío y esto es para promover la lectura y la escritura en los jóvenes”.

También en la red nacional de bibliotecas públicas se lleva a cabo el programa la ruta de la lectura y narraciones de cuentos y leyendas que va acompañado de juegos tradicionales y finalmente las bibliotecas viajeras que llegan a las comunidades donde no hay acceso a las bibliotecas.