El Hospital Primario de San Miguelito, Río San Juan, es una realidad, una promesa cumplida del Buen Gobierno que acerca la salud a las familias de los municipios Morrito, El Almendro y San Miguelito, porque ya no tendrán que ir a San Carlos en busca de atención a sus problemas de salud.

Madres de héroes y mártires, parteras y brigadistas junto a las autoridades de salud de Río San Juan, cortaron la cinta y develizaron la placa de la nueva unidad de salud que tiene una inversión de más de 116 millones de córdobas del Presupuesto Nacional.

Hoy estamos acá para decir con firmeza, que la salud sigue siendo y será siendo gratuita con la Revolución, por orden del Comandante Daniel y de la Compañera Rosario Murillo. Nosotros somos ejecutores de esa orden”, dijo el Vicetitular del Ministerio de Salud (Minsa), doctor Enrique Beteta.

Atención 24 horas

Asimismo, mencionó que se atenderá las 24 horas del día, los 365 días del año y se brindará atención en consulta externa, emergencia, cirugías, hospitalización y en las especialidades de pediatría, ginecobstetricia, cirugía general y medicina interna, principalmente.

El doctor Beteta dijo a las familias que ya quedaban en posesión de la nueva unidad de salud y exhortó a la población a comprometerse a cuidarla y mantenerla limpia.

Por su parte Ana Clemencia Ávalos, alcaldesa de San Miguelito, indicó: “Hoy estamos empezando a tomar el nuevo reto: A creer sin vacilación que todo es posible”.

También enfatizó que con la nueva obra se garantiza la atención a las familias, promoviendo la cultura de paz y amor.

Demostrar el amor a los demás, promover la paz y el desarrollo, al derecho restituido, al amor que trasciende el odio, a posicionar a las familias de beneficiados a protagonistas, a trascender de la marginación del ayer al hoy Pueblo Presidente, en definitiva, a vivir y a sentir como vivir la buena voluntad de nuestros valores cristianos, nuestros ideales socialistas y de nuestras prácticas solidarias”, aseguró la edil.

Primer parto

Johnny Gutiérrez, Secretario departamental en Río San Juan, afirmó que la nueva unidad de salud es para todas las familias sin distingo de ideología política y que es parte del Modelo de restitución de derechos que está puesto en las manos de Dios.

Durante la inauguración se entregó un presente a Yubelkis Arelys Aragón Obando, de la comunidad Santa María, quien fue la primera mujer que dio a luz a una niña en el nuevo Hospital.

La primera operación

Previo a la inauguración se realizó una jornada de cirugías y consultas médicas generales y especializadas, exámenes de laboratorio y ultrasonidos, atendiendo a más de 500 protagonistas de las comunidades El Tule, El Espavel, Los Ángeles, Cincoyal, Never Oporta, Masayán, entre otros.

Ninoska del Carmen Sirias Sandoval, la primera paciente operada, señaló “es un sueño hecho realidad la construcción de este Hospital, porque ahora la salud está cerca de nuestras comunidades”.