El Ministerio de Salud (Minsa) presentó un informe sobre las acciones desarrolladas en el periodo del 18 al 24 de febrero, destacando que se realizaron 35 jornadas quirúrgicas con un resultado de 582 cirugías generales y de diferentes especialidades.

El doctor Carlos Sáenz, Secretario General del Minsa, detalló que se practicaron 141 jornadas de ultrasonido atendiendo a 4 mil 867 pacientes, además se dio continuidad a los encuentros con embarazadas y pacientes crónicos.

También puedes leer:

“En las unidades de salud se realizaron 374 mil 436 consultas ambulatorias, 392 mil 809 exámenes de laboratorio y 13 mil 500 atenciones odontológicas, además de 19 mil 989 ultrasonidos. Se tomaron 17 mil 768 Papanicolaou para la detección temprana del cáncer cérvico‑uterino, se realizaron 7 mil 688 pruebas de VIH, además de mil 571 encuentros educativos en casas maternas y casas de personas con necesidades especiales”, detalló.

Se garantió la atención alternativa a través de 5 mil 370 consultas en medicina natural y terapias complementarias y a los hospitales del país ingresaron 9 mil 422 pacientes y se realizaron 4 mil 302 cirugías, sumado a las ferias de salud en las comunidades donde se contó con la presencia de las clínicas móviles.

Atención preventiva en las comunidades

En cuanto a la prevención de las enfermedades, la doctora Martha Reyes, directora general de Vigilancia para la Salud, expresó que gracias al trabajo coordinado entre el personal de salud y las comunidades se logró durante el periodo señalado la realización de 268 mil 390 visitas para fortalecer la lucha contra el dengue, chikungunya y zika.

“Esta semana se abatizó un total de 744 mil 437 depósitos, logrando la eliminación de más de un millón 587 mil criaderos de mosquitos. Además, se fumigó un total de 158 mil 737 viviendas y se realizó un total de 595 jornadas de limpieza. Continuamos visitando las escuelas donde se capacitó a estudiantes con respecto a las medidas preventivas”, informó.

La doctora Reyes instó a las familias a desarrollar medidas preventivas en los casos de diarrea, ingiriendo agua potable, preparando debidamente los alimentos y garantizando un lavado contante de manos tanto después de ir al baño y al manipular alimentos, evitando así la contaminación.