El profesor Orlando Pineda, describe a la Cruzada Nacional de Alfabetización (CNA) como una gran audacia que logró un cambio en Nicaragua, al reducir el analfabetismo que era superior al 50% al 13% en una movilización protagonizada por 115 mil jóvenes.

En declaraciones al programa Revista En Vivo, Pineda remarcó: "Qué gran audacia. Fíjese bien, del 19 de julio a hoy 23 de marzo, hace 43 años, estamos hablando de 7 u 8 meses del triunfo hacer semejante magnitud como la miró el mundo, 115 mil mil jóvenes movilizados como lo miro el mundo, a cruzar ríos, montañas, caseríos, sin conocer... muchos nunca habían salido de sus hogares, y lograr esa audacia el FSLN. Demasiada audacia, demasiada terquedad, demasiada decisión y en el momento oportuno, cuando todos los jóvenes, usted, yo, todos los que tenemos ahora el pelo blanco, unos de 60 años, unos de 55, unos de 50 maestro, porque hay unos muchachitos que se fueron  de 13 años, pero tenían ganas de hacerlo. tenían ganas de ayudar, ganas también de entregarse, porque no se puede hacer alfabetización sin entregarse, no se puede hacer alfabetización sin amor y todo este caminar de la Cruzada Nacional fue no solamente a través de participar, sino que a través de un gran amor a favor del pueblo".

El profesor Pineda manifestó que "la lucha revolucionaria nos había enseñado a tener amor, nos había enseñado también a conocernos y cuando digo de conocernos, maestro, la gran Cruzada Nacional de Alfabetización sirvió para un cambio entre el alfabetizando y el alfabetizado".

En ese sentido, explicó que "la Revolución dice que la CNA sentó las bases fundamentales para lograr un cambio en esta patria".

"Sentó las bases fundamentales para que hoy podamos decir que la segunda tarea, maestro, es lograr disminuir la pobreza en nuestro país. Esa es la segunda tarea no de los alfabetizadores, es la segunda tarea de los periodistas, es la segunda tarea de todos los del Inta, del Magfor, del Mefcca, de las universidades, es la segunda tarea de todo el pueblo, tener las ganas de aprender", valoró.

El profesor Pineda, destacó los esfuerzos que se están haciendo desde el gobierno sandinista para llevar la educación técnica a todas las comunidades del país, particularmente a las comunidades originarias que están ubicadas en el Caribe Norte y Sur, donde desde hace unos años se están desarrollando importantes experiencias con programas como la universidad en el campo.

"Nosotros que hemos conocido el terror de la guerra no queremos más guerra, queremos vivir en paz y por eso es que nuestro gobierno, Comandante Daniel, Rosario, son enamorados de lograr que tanto el Caribe Norte como el Sur, progresen. No lo digo ahora, lo digo desde la gran Cruzada Nacional de Alfabetización, porque inmediatamente que regresamos el 23 de agosto, inmediatamente se montó la Cruzada Nacional en lenguas. entonces no estoy hablando de hoy, estoy hablando de ese caminar largo de un gobierno revolucionario de un gobierno sandinista que ha venido demostrando el amor a la educación", dijo Pineda.

"Los 115 mil jóvenes que estuvimos en las montañas, había de todo, habían hijos de empresarios, habían católicos, moravos, de todo, pero todo esto era conducido por el FSLN", agregó Pineda, recordando que la UNESCO reconoció esa epopeya como la movilización popular más grande del siglo pasado.

"Era  un pueblo entero haciendo una revolución dirigida por el FSLN, que eso ganó que el mundo entero se enamorará de esta patria", sentenció el maestro de generaciones.

Insistió en que Nicaragua es un caso especial en lo que se refiere a valorar la educación. Mientras que en otros países no importa si los niños van o no a la escuela, en este país "los padres de familia son enamorados de que sus hijos vayan a la escuela para que sean bachilleres por lo menos o que sean licenciados... doctores, ingenieros".

"Nosotros los nicaragüenses tenemos las aulas con 30, 40, 50 niños. En otros países hay aulas de primer grado con 10, con 5. Eso no sucede en Nicaragua porque aquí hay una gran preocupación por la educación para lograr mantenernos con los niveles mínimos de analfabetismo", explicó.

Pineda también refirió que el reto actual es masificar el uso de las nuevas tecnologías para alcanzar más protagonistas, algo que se está haciendo con la Universidad Agraria y el CNU, llevando la tecnología a las comunidades y pueblos originarios, logrando que "el descubrimiento del cosmo también sea utilizado por nosotros para el bien de la educación".