Con un derroche de cultura y bailes en un ambiente de alegría, fraternidad y unidad, así fue el cierre del Festival de Gastronomía y Tradiciones Navideñas de Nuestros Pueblos que se realizó este 3 y 4 de diciembre en el Centro de Convenciones Olof Palme en Managua.

Este espacio reunió cultura, gastronomía y tradiciones navideñas de diversos países, pero sobre todo fue un disfrute y compartir entre los expositores y visitantes.

La primera parada fue en Nigeria, donde Georgina Ogechi ofrece sus platillos tradicionales típicos, como es el: Akara, una mezcla de frijoles blancos, cebolla, consume, chiltoma que al licuarse se hace frita en aceite; el fufu es una mezcla de yuca y pollo y un platillo navideño con arroz amarillo, carne de res frita.

Nigeria, además de las comidas también llevó una muestra de vestidos coloridos llamativos, que para ellos significa suerte y alegría.

Hay unos nicas que prefieren irse a los platillos seguros, pero otros aseguran que esta es una gran oportunidad de probar la comida de otros países.

“Esto es excelente, porque fomenta la pequeña empresa y sobre todo es una representación artística, cultural y gastronómica”, expresó don Roger Eduardo Somarriba.

Su esposa Maricarmen Huidobro, se mostró satisfecha y encantada de visitar este festival “a mí me fascina probar cosas nuevas, me atrae lo nuevo y este festival es buena idea para conectar con otras culturas y países”.

El olor de las comidas típicas al entrar al Centro de Convenciones Olof Palme es lo que más atrae a los visitantes, sumado al colorido de artesanía tradicional, vestuario, entre otros productos.

Nueva Zelanda ofrece su platillo tradicional pai a base de carne y queso, el que viene con carne, queso, cebolla caramelizada, hongos, tenemos una opción vegana con vegetales y salchichas rellenas con una ensalada holandesa con una base de harina al horno.

“Es excelente este festival para disfrutar de nuevas comidas y bebidas, de hecho, probamos ron, estamos comprando el platillo tradicional de Nueva Zelanda, es un recorrido por varios países, pero además de interactuar con otras personas sobre la comida y cultura de su país”, dijo Massiel Blandón.

Un viaje para conocer las tradiciones de los pueblos

Este festival te lleva a viajar por cada país en menos de una hora, pero sobre todo probar las delicias de los platillos tradicionales.

Perú ofreció el seco de carne a base de cerveza, cilandro, papa y arroz, lomo saltado y causa, una papa majada aderezada con ají peruano, relleno de atún o camarón y aceituna.

“Llevamos un año participando en este festival, muy bonito todo, las tradiciones y cultura, además de ser una oportunidad de compartir con toda la familia y probar la variedad de comidas”.

En este festival de gastronomía y tradiciones navideñas, Rusia también se hizo presente, compartiendo su exquisita ensalada rusa, crepas con salmón, el plov una comida similar a la paella, katleti, tortitas mezcladas de carne de res y cerdo y el borsch, una sopa de remolacha con costilla de cerdo y vegetales.