Militantes del Frente Sandinista de Liberación Nacional rindieron honores a los héroes y mártires que cayeron combatiendo a la guardia Somocista en 1977.

Estos hombres pasaron a otro plano de vida seguros del triunfo del pueblo aquel 19 de julio de 1979.

Desde muy temprano, tanto jóvenes como ex combatientes se reunieron en Nindirí para colocar ofrendas florales en la tumba de Juan Carlos Herrera.

"El compañero habitaba en Nindirí, en la tierra de encantos y leyendas y vamos a lograr la segunda soberanía de Nicaragua. Todos los Nicaragüense por nuestros héroes y mártires a votar este 7 de noviembre en la casilla 2", dijo el militante Sergio Mendoza, secretario político.

Sin una juventud dispuesta al compromiso no hay revolución, manifestaron los jóvenes sandinistas.

"Hoy conmemoramos a Juan Carlos Herrera y a otros héroes y mártires que murieron para que tengamos paz y por eso ratificamos el compromiso y legado de prosperidad, comprometidos con las madres de héroes, llevando sillas de ruedas a los más necesitados, merienda escolar y mucho más", resaltó Daniela Sánchez.

 

 

Posteriormente, en Nandasmo se llevó a cabo la cuarta edición de la carrera nacional hermanos Norman y Rolando López Porras, una actividad que se realiza en homenaje al 44 aniversario del paso a la inmortalidad de estos héroes y mártires de la revolución.

Giomar Irías, presidenta ejecutiva del Instituto Nicaragüense de Fomento Municipal, resaltó que los hermanos López Porras eran dos atletas destacados que la Guardia Somocista asesinó.

"Año con año nos reunimos aquí rindiéndoles homenaje a como a ellos les hubiera gustado con carreras de atletismo porque ellos eran atletas y la guardia Somocista asesinó brutalmente", recordó Guiomar.

El joven Jaime Ortiz, coordinador de JS Nandasmo subrayó la contribución que hicieron a la revolución.

"Ellos ofrendaron su vida al enfrentar solos a un dispositivo completo de la guardia Somocista en el kilómetro 13  y medio carretera Masaya. Su hazaña permitió que el dispositivo nuestro que quería entrar a Masaya replegado lo lograra", dijo.



Rolando y Norman eran unos jóvenes talentosos, estudiantes y deportistas, que dieron su vida a la edad de 22 y 27 años.

En Masaya, en el parque central, visitaron el monumento en memoria de los mártires y héroes caídos en la lucha por la liberación nacional en la epopeya ocurrida el 17 de octubre de 1977 cuando fue atacado el cuartel de Masaya.

Denis Orozco, de Juventud Sandinista 19 de julio, señaló que en esta lucha cayeron Francisco Castellón, Juan Carlos Herrera, Rolando López, Francisco García, Max Somarriba, Manuel Sánchez e Israel Lewites.

Por la tarde, los homenajes continuaron en Diriomo dónde se realizó la entrega de ofrenda floral en la tumba de Pedro Arauz Palacios y acto político cultural en el parque central.

Isidro Rivera, secretario político regional, mencionó que Nicaragua tiene un crecimiento económico y social a como lo soñó Pedro Arauz, conocido como comandante Federico.

 



"El corazón del comandante "Federico" es digno de ejemplo para esta patria y muchas generaciones. Hoy tenemos un país en crecimiento, con rutas de paz y prosperidad. Una Nicaragua que produce buenos alimentos para abastecer el consumo nacional, que está creciendo en sus exportaciones y todas las familias juntas dinamizan la economía".

Finalmente, Jorge Arauz, hermano de de Pedro Arauz, compartió: "Agradecemos al comandante Daniel y a la compañera Rosario y agradecemos más el cumplimiento del legado de mi hermano Pedro Palacios como la restitución de derechos al pueblo como salud, educación, transporte subsidiado, en fin todo lo te está haciendo el gobierno que es el ideal por el cual dio su vida".