Con repertorio cultural funcionarios y privados de libertad del Sistema Penitenciario Nacional de Tipitapa, conmemoraron el 41 aniversario de la gran Cruzada Nacional de Alfabetización.

Ronald José Moya Guevara, subdirector del penal de Tipitapa, dijo que es un gusto para esa entidad y sus servidores públicos conmemorar el 41 aniversario de la Cruzada Nacional de Alfabetización, en la que también participaron los privados y privadas de libertad.

Valoró que para el penal de Tipitapa es un honor darle continuidad al programa del Comandante Carlos Fonseca Amador, y del buen Gobierno, que le da prioridad a la alfabetización y educación de los nicaragüenses.

Manifestó que la restitución de derechos a los privados y privadas de libertad, se evidencia en que una vez que estos se inserten a la sociedad, lleven una buena preparación académica, porque en su mayoría, cuando ingresan al penal tienen una preparación académica baja.

“Entonces ellos salgan con una preparación académica y puedan integrarse, incluso a carreras universitarias”, comentó.

SPN

Dio a conocer que en la actualidad tienen 1 mil 500 alfabetizados en el penal de Tipitapa, conocido popularmente como La Modelo; así como una matrícula actual de 219 reclusos a nivel nacional.

“Hemos venido esforzándonos y bajando esos niveles de analfabetismo que es una prioridad de nuestro Gobierno, que los privados y privadas de libertad salgan con una visión diferente, una vez que ellos sean reinsertados a la sociedad”, valoró.

Loable labor de docentes

El docente Harold López, de la Escuela Nuevo Amanecer, valoró la celebración del 41 aniversario de la CNA, que marcó la historia del país.

“Hecho histórico que fue galardonado a nivel internacional por la Unesco y que fue una de las tareas principales de nuestro Gobierno Revolucionario para llevarle el pan de la enseñanza a los campesinos y las campesinas que no tuvieron la oportunidad en su momento de aprender a leer y escribir”, destacó.

SPN

Refirió que los docentes de la Escuela Nuevo Amanecer se muestran contentos de enseñarles a los privados y privadas de libertad a leer y escribir, y no solamente con el programa de alfabetización, porque también tienen protagonistas en Educación Primaria, Secundaria y el Programa Universitario, así como los cursos que imparte el penitenciario de Tipitapa como: computación, inglés, contabilidad, el curso de miskito, actuación y música.

El recluso Kelly Gómez, originario de Puerto Cabezas, se mostró contento de estar celebrando el 41 aniversario de la gran Cruzada Nacional de Alfabetización.

“Le doy gracias a Dios, y le doy gracias al Presidente Daniel Ortega por esta oportunidad de estudiar en prisión”, agradeció.

SPN

Aseguró que solo con el buen Gobierno, es posible que el programa de alfabetización llegue a las cárceles de Nicaragua, para beneficio de los privados de libertad.

Por su parte, la privada de libertad Carolina Reynosa se mostró feliz al estar celebrando el 41 aniversario de la CNA.

Agradeció al buen Gobierno, por hacer partícipe a los privados y privadas de libertad en el programa de estudio, que es parte del tratamiento para la incorporación a la sociedad.