La Compañera Rosario Murillo, Vicepresidenta de la República, informó que este 5 de marzo, en nombre del Pueblo y Gobierno de Nicaragua se envió un mensaje “que nos nace del corazón, como todo lo que escribimos con alas, con corazón amoroso, ardiente, un mensaje a nuestro compañero, el Presidente Constitucional de la República Bolivariana de Venezuela, Compañero, Camarada Nicolás Maduro Moro”.

Querido Nicolás, hoy hace 8 años asistimos con asombro, incredulidad y enorme tristeza a la partida del Comandante Presidente de esa querida Venezuela Hermana, Bolivariana, Heroica y hoy como ayer nos acompañamos en el profundo dolor de su ausencia que hemos sabido convertir en fuerza de victorias para las inmensas batallas de nuestros pueblos que seguimos luchando, unidos por vida buena, soberana, digna, con el mismo orgullo de siempre”.

Hoy, 8 años después y con tantas lunas y con tantas estaciones transcurridas, cómo y cuánto hemos recurrido a reforzar nuestra inspiración en el extraordinario ejemplo del Comandante Hugo Chávez”.

Hugo Chávez: hermandad, fortaleza, hidalguía, nobleza, bravura y cómo nos alienta ese ejemplo en los momentos duros, difíciles que nos ha hecho vivir la saña destructora, prepotente, genocida de los imperialistas de la tierra. Cómo nos alienta esa llama encendida, llama eterna de Chávez”.

Con Fidel primero y luego con Chávez, Comandantes Eternos de la Revoluciones Liberadoras de nuestro continente, vivimos más todavía el amor y el ardor patrio, el amor y el ardor de pueblo y de pueblo a pueblo”.

En ambos seres de luz vimos y tocamos el milagro de la solidaridad, del apoyo inteligente, sensible, respetuoso, incondicional a las luchas que en cada lugar hemos venido librando por justicia, libertad, democracia que es protagonismo ciudadano, digno, complementario en lúcida y combativa hermandad”.

A lo largo de nuestra historia, de colonialismo e imperialismo depredadores nos empobrecieron, es verdad, pero nunca pudieron arrebatarnos el alma, la fuerza, la honestidad, la entereza y la capacidad, que es fortaleza para imaginar, para soñar haciendo y para seguir soñando”.

No pudieron, ni podrán con nuestra infinita dignidad, sentimos a Fidel, a Chávez por nuestro paso por la vida sin cobardías, sin claudicaciones, siempre unidos, siempre al frente y siempre más allá”.

Nicaragua revolucionaria, evolucionaria, de cristianismo y solidaridad, de valentía e indoblegable identidad, debe y agradece tanto a Chávez, en aquellos terribles tiempos después, de la oscurana neoliberal, el ánimo vigoroso e invito de nuestro pueblo, siempre contó con los incondicionales, generosos, solidarios, invaluables apoyos del Comandante Fidel Castro y del Comandante Hugo Chávez, cada uno en su tiempo y circunstancias, cada uno aportando a cada victoria”.

Con la energía del amor que va venciendo el odio, que sigue venciendo el odio, sabemos que en estas llamadas del espíritu, en nuestros triunfos de cada día y en los horizontes que continuamos diseñando y viviendo está Chávez, está Fidel, está Bolívar, Martí, Sandino, está el infinito heroísmo de un continente y pueblo bravíos que hemos dicho basta y que decimos basta y que andamos, andamos, andamos procurando el buen vivir, libres de la humillante pobreza que nos han impuesto y en paz y alegría como vienes supremos”.

Con Fidel y Chávez en Patria Grande vivimos y vencemos Nicolás, juntos siempre Nicolás, cuánta falta nos han hecho y nos hacen, pero siempre están aquí y nos reúnen y nos unen, cada 5 de marzo y todos los días, cada 25 de noviembre y todos los días, cada 21 de febrero, cada 26 de julio, cada 19 de julio, y todos los días somos bandera, estandarte, los más altos ideales de la más grande resistencia, de las más contundentes victorias”.

Triunfo somos de la cultura, de la vida con fe, de la vida sin pobreza, buena segura, con bienestar, la vida más allá de todas las miserias”.

Triunfamos Nicolás porque vivimos para seguir cambiando la vida de nuestros pueblos, seguros de cada ser humano, mujer, hombre, juventud, familias que luchan y que merecen lo mejor. Vivimos, vencemos en Patria Libre”.

¡Que viva Chávez!

¡Que viva Fidel!

¡Que viva Siempre Sandino!

¡Que viva Bolívar!

¡Que Viva Martí!

¡Que viva la heroica juventud de la Patria Grande que Lucha y que Vence!

Este mensaje estamos haciéndolo llegar a Nicolás y a todo su pueblo, a Cilia, al Presidente de la Asamblea, a Jorge, a Delcy, Vicepresidenta y a todo el pueblo que merece la gloria. Gloria al bravo pueblo de Venezuela y decirles como les decimos todos los días, estamos juntos, estamos unidos en batalla y unidos en victorias. Adelante compañeros. Y es nuestro el porvenir”, finalizó la Compañera Rosario Murillo.