El cuadro está rayado. La Serie Final del XVI Campeonato de la Liga de Béisbol Profesional Nacional de Nicaragua está definida.

La máxima fiesta deportiva pinolera iniciará este martes 12 de enero en Chinandega con los Tigres de Chinandega y los Gigantes de Rivas buscando la consagración.

La Tropa de Vicente Padilla conquistó su boleto a la Final 2 jornadas antes que terminara la etapa de Round Robin. Los chinandeganos culminaron en primer lugar al obtener 8 victorias en 12 partidos, en cambio, sus rivales, los Gigantes de Rivas obtuvieron su pase en el último juego de la etapa, la que terminaron con balance de 7 victorias y 5 derrotas.

Será la décima vez que los chinandeganos estén en una Final del béisbol profesional nicaragüense y tendrán la oportunidad de emparejar el balance a 5 Títulos e igual cantidad de fracasos (acumulan 4 títulos en 9 finales), algo que parece posible, aún más con la selección de sus refuerzos, el experimentado lanzador cubano Lázaro Blanco y el dominicano Héctor Gómez, líder en carreras impulsadas del Campeonato con 41.

Los Gigantes de Rivas se reforzaron con los dominicanos Gustavo Pierre y Johan Flande. Llegan a la final por sexta ocasión en 8 años de existencia. Han sido campeones en 2 oportunidades.

Los rivenses dejaron en el camino al Tren del Norte, que había “arrasado” con todos en la primera etapa del Campeonato.

Esta será la tercera vez que Tigres de Chinandega y Gigantes de Rivas se enfrentan en una Final y las 2 anteriores las ganaron los chinandeganos.

En el plano individual, el nicaragüense Ronald Garth se quedó con el liderato de bateo, al promediar 400 puntos. En cuadrangulares Willy García y Cheslor Cuthbert terminaron con 9 cada uno, en carreras empujadas el líder fue Héctor Gómez con 41 y en carreras anotadas Willy García y Benjamín Alegría compartieron el liderato con 36.

En picheo, Leonardo Crawford fue el líder en efectividad con 2,65. Willy Paredes ganó 6 partidos. 47 ponches propinados por Alexander Santana lo consagraron como el líder en este departamento y Jesús Garrido salvó 7 partidos.