Román “Chocolatito” González tiene ya 2 semanas estirando los músculos en el gimnasio Roger Deshon de Managua, Nicaragua, además de correr todas las mañanas y mantener una dieta a base de verduras, pollo y muchas frutas.

Así va esta primera etapa de preparación para su pelea contra el mexicano Juan Francisco “El Gallo” Estrada a realizarse el 13 de marzo en una sede aún por definir.

El combate será de unificación de Títulos, ya que los dos son Campeones Mundiales Supermosca, el nicaragüense de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB) y el azteca del Consejo Mundial de Boxeo (CMB). Es una pelea esperada por más de 12 años, ya que constituye la revancha entre ambos que se enfrentaron el 17 de noviembre del 2012 en Los Ángeles, con victoria por decisión unánime para el pinolero.

Román hizo una pausa en su preparación para conceder una entrevista a los periodistas deportivos Juan Aguilar, de Canal 13 y Jordi Sequeira, de Canal 2, y en ella dio algunos detalles importantes Antes de esta importante pelea.

Chocolatito recuerda aquella batalla: “Fue un peleón buenísimo, una pelea grande, donde demostramos calidad los dos”.

Sobre su preparación, el púgil nicaragüense confirmó que su Campamento de entrenamiento será en Coachella, ciudad ubicada en el condado de Riverside, en el estado de California, Estados Unidos: “Nos hemos sentido bien, tratando de agarrar la línea. Si Dios quiere el domingo me voy para el Campamento, allá Marcos está haciendo el Plan de Trabajo para los 2 meses de preparación para la pelea con el Gallo”.

Allá me siento muy bien, muy tranquilo, con todo el equipo, hemos hecho muy buen trabajo y pues, vale la pena volver”.

Su equipo de trabajo está conformando por Marcos Caballero (entrenador), Luis González (su papá), Carlos Blandón (apoderado) y Rafael Rojas (preparados físico).

Al cinco veces Campeón Mundial le hubiese gustado prepararse con más anticipación, pero no rehúye a esta oportunidad de volver a enfrentarse al boxeador mexicano: “Yo siempre me he cuidado 3-4 meses antes, pero vamos a echarla todas”.

Sobre el rival, reconoce su calidad: “Ambos hemos conquistado muchas cosas. Ya no hay nada que demostrar, simplemente, seguir cosechando más cosas para la familia y seguir adelante, esperando en Dios que todo salga bien a como todos queremos”.

No es una pelea fácil, una pelea muy dura para ambos y vamos a dar lo mejor de cada uno para dar un buen espectáculo”, aseguró el campeón.