La vicepresidenta compañera Rosario Murillo, presentó este mediodía un balance de la respuesta que las instituciones del Gobierno han dado ante la emergencia ocasionada por el impacto del huracán Eta en el Caribe Norte de Nicaragua. Asimismo, dio gracias a Dios porque se ha logrado dar una respuesta organizada que ha permitido prevenir y proteger la vida de miles de familias en la zona de impacto.

Estamos bendecidos, nos sentimos bendecidos, protegidos, sabemos que las familias nicaragüenses, creyentes, devotas, que los líderes de fe, las iglesias, el cardenal Leopoldo Brenes, los pastores, monseñor Pablo Smith, desde allá donde está en estos momentos, han estado promoviendo oración, pidiendo a Dios que nos siga bendiciendo, que nos siga protegiendo. Por eso decimos que nos sentimos infinitamente agradecidos a Dios nuestro Señor, nosotros los católicos a nuestra madre María, infinitamente agradecidos porque sabemos que un fenómeno de estas dimensiones y de esta naturaleza ha sido enfrentado en primer lugar con todos los aprendizajes que hemos logrado a partir de nuestros conocimientos, experiencias, nuestras prácticas cada tres meses un ejercicio de prevención y protección de la vida, con la comunidad llena de confianza y organizada, atendiendo todas las indicaciones de las autoridades. (Estamos) agradecidos a Dios por tanta bendición. No hemos salido, pero vamos, vamos transitando gracias a Dios sin perder hermanos o hermanas y atendiendo, atendiendo, atendiendo”, expresó.

Reporte del Sinapred

La compañera Rosario compartió el detalle de los informes presentados por el Sinapred.

Aquí nos reporta el doctor González, 30 mil personas ubicadas en 48 espacios entre iglesias que fueron abiertas para la comunidad, entre casas solidarias, entre escuelas, entre instituciones, donde han permanecido acompañadas por nuestros hermanos más de 6 mil brigadistas de vida, entre todo el personal que está movilizado en servicio amoroso, fraternal, solidario a nuestro pueblo”.

Alertó que “tenemos que seguir, que mantener todas las medidas”.

Esto no ha pasado, porque incluso, según el doctor González, según el Ineter todavía no ha entrado, no ha tocado tierra en Nicaragua este huracán Eta. Se dice que el impacto probablemente será entre Haulover y Prinzapolka hoy por la tarde y que luego ya como tormenta tropical se dirigirá al Triángulo Minero y luego a San José de Bocay y la parte norte de Wiwilí, Jinotega, donde ya debilitado como depresión tropical reduce su velocidad y sale hacia la hermana República de Honduras, mañana miércoles. Esto es lo que está proyectado en el papel, en los mapas, observando el fenómeno con todas las tecnologías que ahora hay y sin embargo siempre hay cambios, siempre hay ajustes, así que decimos: hay que mantener todas las alertas”, agregó.

Dijo que el fenómeno presenta vientos máximos de intensidad cuatro. “230 kilómetros los vientos máximos por hora, esto ha sido el acercamiento de Eta a nuestro territorio”, precisó.

Una respuesta sin igual

La compañera Rosario Murillo, relató que las familias se han dejado guiar por las autoridades, sobre todo el momento de la evacuación en las zonas de mayor vulnerabilidad.

Hoy en la mañana nos comentaban varios compañeros. Qué diferencia, qué diferencia entre hoy con todos los aprendizajes y hace algunos años cuando nos tocaba ir a buscar cómo evacuar a las familias y nadie quería salir y era casi forzosa la evacuación. Ahora no, ahora la gente sabe, los hermanos, las familias, las hermanas, sabemos que debemos protegernos. Salvar vidas es el mandato que tenemos todos”.

Además agradeció a todas las personas que enviaron mensajes de solidaridad y oraciones. En este momento recordó que hoy se celebra a San Martín de Porres, y en una rogativa pidió “ juntémonos, sigámonos juntando en abrazos fraternales, así nos cuidamos, así nos protegemos, así vencemos, así enfrentamos como decíamos con respeto, con cariño, con fe y esperanza, estos fenómenos”.

Sin daños humanos hasta el momento

También informó que las autoridades del Sinapred han realizado evaluaciones de daños en los municipios afectados.

El doctor González nos decía también que en Bilwi, Rosita, Siuna y Prinzapolka, ya se hizo un recorrido para verificar daños materiales provocados por los vientos y en general los reportes hasta el momento nos hablan de daños, claro que si, pero daños humanos gracias a Dios ninguno”.

Hay caída de árboles, de tendido eléctrico, como nos han informado los compañeros jefes institucionales, pero gracias a Dios, gracias a Dios no podemos decir y solo nos queda rendirnos ante el altísimo diciéndole gracias, gracias por que no ha sido tan catastrófico en términos de materiales, de daños materiales como se esperaba. Todo esto tiene que ver con la preparación con todos los ejercicios preventivos, con la organización y con esa buena voluntad que sentimos entre los hogares y las familias”, indicó.

Añadió que los ríos Bambana, Zilamwá, Murciélago en los municipios de Rosita, Siuna y Prinzapolka, se vigilan por posible crecimiento. Ante eso, dijo: “Alertamos a las comunidades de la zona para que se mantengan a resguardo”.

Detalló que en general más de 6 mil brigadistas de la vida, entre todas las comunidades, los comunitarios, las redes comunitarias, el Minsa, Enatrel, Enacal, el Ministerio de Gobernación, los Bomberos Unificados, la Policía Nacional, la Unidad Humanitaria de Rescate de nuestro Ejército de Nicaragua, Telcor, “todos estamos ahí. Todos estamos ahí fortaleciendo la unidad por el bien común y el bien común es hoy salir adelante”.

Situación del servicio de energía

La compañera Rosario también informó sobre la situación del servicio de energía en la zona.

Enatrel “nos reporta que el Bluefields, Kukrahill, la Cruz del Río Grande, San Juan de Nicaragua y Tuapí, se garantiza el suministro de energía. Que en Bilwi y Karawala se ha suspendido por prevención el día de ayer porque estabamos esperando todos los vientos, la lluvia y queríamos evitar fallos y proteger a la población. En Corn Island hemos ya trabajado en quitar árboles sobre la línea y se está restableciendo el 60 o 70% del suministro de energía”.

En El Tortuguero hay 1 mil 700 viviendas sin energía todavía, derramamos árboles y en Tasbapauni 354 viviendas están sin energía”, indicó.

En Rosita ya estamos restablecidos y solo nos queda Bonanza, esperando también que se calmen las lluvias”, expuso.

Situación del servicio de agua potable

Por parte de Enacal reportó que las afectaciones tienen que ver con la energía y no hay hasta el momento daños estructurales reportados.

Una vez que baje la intensidad de las lluvias y vuelva sus valores normales la turbidez del agua se podría reactivar el bombeo desde el río Tuapí. Tres horas se estiman depués que baje la intensidad”, comentó.

También dijo que hay agua de reserva. “Tenemos más de 50 mil galones y estamos en coordinación con todos los Comupred. Hemos trasladado desde Enacal a Rosita, hipoclorito de calcio granulado para potabilizar el agua”.

Resaltó que “nos decía Telcor, que la comunicación se ha interrumpido en aquellos lugares donde se ha interrumpido la energía”.

Atención en salud

Desde el Minsa, dijo que “estamos activado atendiendo a las familias en los albergues, en las casas solidarias, en las instituciones, en las iglesias, también trabajando para garantizar el agua potable y también trabajando en la garantía de salud allá en las distintas situaciones en los distintos lugares”.

Señaló que “en el municipio de Puerto Cabezas, Bilwi, están listas brigadas médicas que se movilizan adonde es necesario. También el hospital Nuevo Amecer, Bilwi, ha sido exitosamente trasladado en coordinación con el apoyo fundamental del Ejército de Nicaragua, cuidadando responsablemente los equipos médicos, asegurando también a los pacientes, 43 pacientes que estaban ahí hospitalizados entre adultos y niños”.

También tenemos un hospital provisional en Inatec donde hemos atendido ya 40 personas y realizado cirugías de amergencia como apéndice y cesáreas. Suficiente medicamento, gracias a Dios, insumos de laboratorio, material de reposición periódica. Hemos activado todos los puestos de mando en todo el país, porque sabemos que hay lluvias, son lluvias leves, brisas dicen los compañeros, pero tenemos que estar listos en todas partes”, agregó.

Asimismo, destacó el trabajo que desarrollan la Policía Nacional y el Ejército de Nicaragua “activados protegiendo la vida e integridad de las familias en todas las regiones afectadas, en Bilwi, en Waspam, en el Triángulo Minero, y regulandon también el tránsito”.

Comentó que se están desarrollando los preparativos para en cuanto baje el nivel del río Wawa enviar más suministros a las Minas y a Bilwi.

Atención a la insfraestructura de comunicación terrestre

En cuanto al MTI, dijo que se reporta que no hay pasada por la crecida del río Wawa y los fuertes vientos que afectan la zona.

EL río amenanaza el puente Zumzum en el tramo Rosita-Sahsa, estamos listos para entrar. También en el tramo Rosita - Bonanza, el puente el Murciélago con alguna afectación y el puente Hilanwas también con alguna afectación, crecida del río que amenaza el puente Waní en el tramo Waslala - Siuna, crecida del río que amaneza el puente vado comunidad Alamikamba en el tramo Siuna - Rosita y árboles caídos en otras zonas”, detalló.

Y en cuanto a los albergues dijo que los delegados departamentales están “atendiendo a las personas albergadas en 15 centros educativos, son 4 mil hermanos y hermanas allá en Bilwi en desembocadura y en Waspam”.

Protegernos es esencial

La compañera Rosario Murillo recordó que lo esencial en estas situaciones en proteger la vida.

Ahora sabemos que protegernos es esencial, que defender la vida es esencial, es esencial para cada uno de nosotros, para cada familia en cada lugar. Decimos, estamos saliendo bien gracias a Dios pero no, no nos descuidamos, todavía el riesgo está ahí”.

La compañera Rosario también expresó la solidaridad de Nicaragua con el pueblo de Honduras, golpeado por el huracán.

Estamos también en fraternal comunicación y solidaridad con los hermanos del pueblo y gobierno de la República de Honduras”.

Y finalmente levantó una plegaria compartida por el Reverendo Jorge Raschke que nos ha acompañado en circunstancias difíciles.

"Señor, honra la fe del pueblo de Nicaragua. Haz un milagro más padre. Que a última hora disminuyas los vientos, que a última hora sople un viento del cielo, que tu mano vaya desviandolo Padre. Que vaya desviándolo así como estoy orando aquí que estoy viendo una mano Señor que es grande, que va desviando, forzando por acá a irse desviando el viento para que no haga el estrago que se piensa que puede hacer. Todos los males alejados, empujan ese huracán en esa dirección, pero el Señor, el padre celestial los reprende. Gloria a Dios. Que esa mano que yo veo Dios mío, blanca gigantesca, tuya, vaya moviendo ese huracán, sacándolo de ese lugar padre, cuando menos pensemos podamos decir el huracán ya se mueve en otra dirección. Y aunque algunos vientos y algunas lluvias toquen, padre celestial, tus manos disminuyen el daño que se pensaba hacer con esto. Lo declaramos en el nombre de Jesús que sigue dirigiendo al pueblo nicaragüense. Bendice a ese pueblo, bendice a nuestro pueblo, bendice aún aquellos que no participan de la fe. Padre bendice a Nicaragua y bendice a Honduras también de igual forma en el nombre de Jesús", Amén.