Buena afluencia de familias y visitantes de distintos puntos de la capital se observa en los diferentes establecimientos gastronómicos y de diversión ubicados en el Puerto Salvador Allende, que ha echado la casa por la ventana para celebrar este jueves 30 de mayo, Día de la Madre.

Los bares, restaurantes y quioscos que ofertan bebidas, alimentos y artículos variados, han sido decorados con diversos motivos en colores rojo, rosa y blanco en ocasión de esta significativa fecha que permite rendir homenaje a las madres.

Doña María Hortensia Torres, propietaria del restaurante Asados Horsan, manifestó que el 30 de mayo siempre registran buenas ventas y excelente acogida de la clientela que en su gran mayoría llega a en familia a disfrutar del amplio menú que ofrecen con precios muy accesibles. Cualquier reservación la pueden hacer al número 88142443.

Tenemos 10 años de estar aquí y la experiencia siempre ha sido positiva, esperamos que mientras avance la tarde, las mesas comiencen a ser ocupadas por nuestros clientes que siempre nos visitan. Esperamos que las ventas se mejoren, este día es tipo cena, la gente viene a cenar y creemos que a partir de las seis de la tarde esto es lleno totalmente, dijo doña María.

En el bar restaurante Los Maderos, desde las 2 de la tarde había música en vivo, Radio Sandino realizó su celebración en honor a las madres y el ambiente era espectacular con muchos regalos, mucha dinámica y gastronomía local.

El Día de la Madre es todos los días, para nuestros hijos debe ser todos los días, es un día grande porque el 30 de mayo nos reunimos toda la familia y estamos con nuestros hijos, con nuestros nietos, es un día feliz en que recordamos lo que hemos construido, mencionó doña Marlene Crespo mientras disfrutaba de una tarde familiar en el mencionado restaurante.

Aquí hay muchos lugares para celebrar a las madres, he venido con mi esposo a disfrutar y de paso divertirme con las actividades de radio Sandino. El mejor homenaje que un hijo puede darle a su madre es respetarla, ser una buena persona, ayudar al prójimo como lo hizo Jesucristo, mencionó Luisa Mendoza del barrio Villa Venezuela.