El centro recreativo Xilonem en el kilómetro 17 de la carretera a Masaya, recibió este domingo a más de dos mil personas, la gran mayoría de la capital, que salieron de sus hogares para buscar las aguas refrescantes de estas piscinas que se ha convertido en una excelente opción para las familias.

A escasos tres días para que inicie el periodo de Cuaresma, las familias están visitando las diferentes opciones turísticas, gracias a la paz y tranquilidad que existen en el país, que anima a todos a disfrutar este verano cargado de amor.

Tanto en Xilonem como en la laguna de Xiloá, las familias se veían contentas, felices, muy unidas compartiendo sus alimentos y sus bebidas que previamente han cocinado en sus hogares. Hay otras que complementan su comida comprando a los comerciantes que llegan cada fin de semana.

VERANO1

“Estamos ofreciendo comida variada, por ejemplo hoy hice sopa de queso y a la gente le gustó, ya se terminó, me encargaron desde que la estaba haciendo. (…) Hemos vendido a precios cómodos, nos acomodamos para darle oportunidad al cliente que compre a precios accesibles, si nos compran varios platos de comida les damos descuentos”, comentó María Jarquín que atiende en el quiosco 4 de Xilonem.

Alguien que la pasó muy alegre fue la señora Socorro Rosales que, a pesar de movilizarse en silla de ruedas, esto no es impedimento para que disfrute ver a sus nietos y resto de familia, muy felices refrescándose en Xilonem.

VERANO1

“Yo le digo a aquel nicaragüense que habla mal de su país, que no lo siga haciendo, hay que disfrutar de nuestra Nicaragua, un país maravilloso, aquí hay bellezas, hay carreteras lindas, preciosas y existen estos lugares muy familiares, venimos siempre con los chavalos a disfrutar de la belleza, de la frescura, de los mangos, de las frutas que no nos fallan en esta temporada de verano”, afirmó Rosales.

En cada lugar la presencia policial ayuda a garantizar el orden y la tranquilidad, lo que es apreciado por los visitantes.

VERANO1

“Yo la estoy pasando bien aquí en Xilonem, esto es muy divertido, el lugar es muy bonito, hay muchas personas de todos lados, mi familia vive en la colonia Proyecto Piloto y decidimos venir aquí a refrescarnos”, dijo la niña Eveling López, de diez años.

“Xiloá es un lugar que nos queda cerca por eso venimos a cada rato, he estado disfrutando sanamente, no estamos ingiriendo licor, trajimos nuestra comida y el ambiente está muy tranquilo”, afirmó Zayda Sánchez del barrio Villa Austria.

VERANO1

A medida que se acerque la temporada de Semana Santa la presencia de veraneantes a los diferentes lugares recreativos, va en aumento, lo que garantiza que los bares y restaurantes, y vendedores por cuenta propia también mejoren sus ventas.