Las altas temperaturas en Managua incitan a las familias a buscar alivio en las aguas de la Laguna de Xiloá, un centro de recreación al que pueden acceder de manera gratuita.

La mayoría de los visitantes se prepara llevando alimentos para pasar todo el día en esta laguna de origen volcánico. Otros prefieren disfrutar de la oferta de bares y restaurantes, o comprar a los vendedores ambulantes.

Los niños son quienes más disfrutan jugando en las aguas de esta laguna, que durante décadas ha sido escenario de encuentros entre amistades, parejas y actividades deportivas y culturales.

XILOA

Gustavo Blanco llegó junto a su esposa e hijos para pasar toda la tarde. El calor es insoportable y por eso venimos desde las diez de la mañana a la laguna que nos queda cerca de la casa porque vivimos en Nuevo Amanecer. Me gusta acá porque es calmo, los niños pueden bañarse y los estamos viendo desde esta hamaca que instalé en estos árboles que nos dan sombra”, dijo Gustavo.

Ángela Sequeira es una de las visitantes habituales de este centro turístico, que recibe a un mayor número de visitantes con la llegada de la Semana Santa.

“Yo siempre vengo acá con mis amigos a comer y tomar algo de manera tranquila, acá comemos y hasta bailamos porque si queremos nos vamos a meter a los bares y ahí siempre hay buena música, lo importante es disfrutar el día y acá sin gastar mucho lo podemos hacer”, comentó Ángela.

XILOA

"Antes que se llenen los balnearios venimos para disfrutar aquí en familia. Hoy vine con mi hija, su suegra, mis dos nietas y sobrinos. Trajimos comida porque siento que es más favorable, trajimos arroz, tamales, sardinas y frutas", afirmó Susana María Luna, de Jardines de Veracruz.

Desde Costa Rica llegó Gustavo Orozco, quien destacó sentirse feliz al ver la laguna mucho más bonita.

"He vivido en Costa Rica 24 años y desde esa fecha no venía, pero hoy que estoy acá me parece que está diferente. Veo seguridad, a los salvavidas, mucho más limpia y más bonita y eso me trajo nostalgia y aquí estamos con los amigos disfrutando pasándola de maravilla", culminó.

XILOA

XILOA

XILOA