Quien desee conocer Granada y no puede quedarse durante varios días, perfectamente en un día podrá lograr no solo tomarse fotos en lugares turísticos, sino también conocer un poco de la historia de esta ciudad colonial fundada en 1524.

Uno de los lugares de mayor misterio, atractivo y belleza es el cementerio de Granada. A las ocho de la mañana, se puede dirigir a las afueras de la ciudad, donde está ubicado.

Cuentan los historiadores que el primer cementerio de Granada se creó para los pobres, quienes no tenían los recursos para ser enterrados en las iglesias, pero en 1830, ante el aumento de habitantes, se buscó un cementerio “para todos”.

El historiador nicaragüense, Jorge Díaz Jiménez, explicó que “el cementerio comenzó con cinco manzanas que fueron donadas por un señor de apellido Osorno y otro de apellido Guerrero, en el centro del cementerio se enterraba a la clase alta, otra parte era para la gente de escasos recursos y en la parte más afuera del cementerio se enterraban a las personas no creyentes al catolicismo como los evangélicos, asesinos y judíos, es decir, se hace dentro del cementerio otro cementerio”.

En este majestuoso camposanto fueron enterradas familias con apellidos muy importantes de la época como Jacobi, Teffel y Salomón. Estos eran de ascendencia judía, por lo que fueron sepultados separados de los católicos.

En el centro del cementerio eran enterradas familias pudientes. Las construcciones de las tumbas llevan mármol, un material que era traído de Italia y de El Salvador.

Granada tiene muchos aportes en la historia de Nicaragua, al hablar de Granada es hablar de Nicaragua. Recordemos que Granada fue la ciudad puerto donde entraba y salía el comercio de Nicaragua y de Centroamérica hacia Europa y Sudamérica, entonces eso nos permitió a nosotros tener más facilidades para que el desarrollo fuera un poco más acelerado que en otras ciudades de Nicaragua", recordó el historiador.

En este cementerio descansan nueve expresidentes de la República: Fruto Chamorro Pérez (1853-1855), José María Estrada Reyes (1855), Fernando Guzmán Solórzano (1867-1871), Vicente Cuadra Lugo (1871-1875), Pedro Joaquín Chamorro Alfaro (1875-1879), Joaquín Zavala Solís (1879-1883), Diego Manuel Chamorro Bolaños (1921-1923), Benjamín Lacayo Sacaza, (1947) y Lorenzo Guerrero Gutiérrez (1966-1967).

Todas estas familias pudientes de la vida económica de Nicaragua descansan en sus mausoleos. Trasladaron la vida cómoda que tuvieron en la ciudad a su última morada.

Personajes con misterios

Se cuenta que en la tumba de doña Encarnación Hurtado de Morales, conocida como la "Moralona", se escuchan ruidos. Esta señora es la primera persona que trae una capilla gótica a Nicaragua. Los cuentos populares afirman que hizo un pacto con el diablo para tener dinero.

“Ella se mandó a hacer su capilla. Se habla que los Morales tuvieron mucho dinero junto con Rosario Vivas, suegra de los Pellas. Doña Encarnación, al morir en 1856, dejó enterrado en su casa, en el costado sur de la iglesia de San Francisco, todo su capital, desde entonces dicen que en su tumba se escuchan llantos, quejidos y se escucha arrastrar cadenas”, contó Jorge Díaz Jimenez.

Xalteva, el barrio indígena de Granada

Tras recorrer el impresionante cementerio, la próxima parada es Xalteva, el barrio indígena de Granada. En la actualidad en este sitio se encuentran vestigios de la Granada indígena.

El barrio de Xalteva fue fundado a partir de 1524. Ahí se encuentra la iglesia Xalteva. Los turistas solo deben pagar un dólar para subir a su campanario y observar las hermosas vistas.

La iglesia fue construida en el siglo XVII. Esta iglesia tiene obras del artista Jorge Navas Cordonero, quien es el encargado de hacer todas las pinturas que están en las iglesias de León, incluyendo la catedral.

Granada comenzó con 8 Iglesias, de estas 3 fueron incendiadas (la catedral, Ermita San Juan de Dios, Ermitas de Esquipulas) por las tropas de William Walker.

Actualmente, en Granada existe la iglesia Guadalupe, la iglesia San Francisco, la catedral Nuestra Señora de la Asunción, la iglesia La Merced, la iglesia Xalteva, la iglesia María Auxiliadora y la iglesia de Ánimas.

La principal iglesia para Granada es la Merced por su estilo gótico, pero también se puede apreciar el estilo barroco, neoclásico como la catedral, adobe en la iglesia San Francisco y piedra en la iglesia de Ánimas.

El famoso Vigorón

Una vez visitado los sitios antes mencianados, al llegar el mediodía en Granada se puede comer rico y barato. Su especialidad es el vigorón hecho con una base de yuca, chicharrón y carne de cerdo.

Yelba Urbina, de 67 años, dueña del kiosco La Gata, ubicado en el parque central Colón, lo vende desde que tenía 10 años.

Somos tres generaciones, mi abuelita, mi madre y yo las que hemos vendido vigorón aquí en el parque. Es un orgullo presentar el plato típico de los granadinos. Esta comida es muy buscada por los turistas de todo el mundo. El fresco representativo que acompaña este platillo es la grama. La grama es una hierba natural que refresca y que solo se ve en Granada, pero además la chicha de maíz y el cacao”, contó Yelba.

Palacio de Cultura y Palacio Municipal

Tras degustar un riquísimo vigorón y descansar, el próximo destino es el Palacio de Cultura Jorge Navas Cordonero y el Palacio Municipal, ambos ubicados en los alrededores del parque central o parque Colón.

Yasser Muñoz, director de la oficina de economía creativa y de desarrollo de la alcaldía de Granada, explicó que “el Palacio de Cultura Jorge Navas Cordonero, es una edificación de inicio del siglo XX, es uno de nuestros edificios patrimonial e histórico de la ciudad de Granada. Actualmente, funciona como Casa de Cultura y Creatividad con diferentes programas como canto, canto coral, programas de folklore, danza contemporánea, pintura, teatro, en fin, una serie de actividades culturales y recreativas para la población que tienen como objetivo promover nuestras industrias culturales y creativas”.

Yasser agregó que “esta casa de la cultura también alberga el museo de la Revolución, que es un paseo donde podemos conocer más a profundidad todo el proceso revolucionario, desde sus fundadores, las gestas heroicas, el proceso de insurrección, los principales participantes de la lucha revolucionaria en Granada y la nueva etapa de la Revolución Popular Sandinista y en el Palacio Municipal de Granada se desarrollan temáticas enfocadas a la pintura”.

Centro Cultural Convento San Francisco

Desde el año 2015 ofrece cinco museos dentro de la edificación.

“Se encuentra el museo comunitario donde existe una muestra de la mayoría de las tradiciones locales de la ciudad de Granada, también se encuentra el Museo Nacional de la Pintura Primitivista en homenaje a la primera pintora granadina, la artista Silvia Guillén”, dijo Ligia Morales Suárez, directora del convento San Francisco del Instituto Nicaragüense de Cultura.

Además, se puede ver el Museo de Arte Popular Religioso donde se exhibe una colección de imágenes elaboradas en madera policromadas, la colección abarca del siglo XVII y del siglo XIX, además hay una sala dedicada al mueble tradicional en homenaje a los artesanos ebanistas.

Se encuentra también el museo regional de arqueología, donde se exhibe una colección de estatuaria de la isla Zapatera y una colección de cerámica precolombina.

“El edificio fue fundado en 1529, desde esa época hasta el año 1830 estuvo habitado por la congregación franciscana. Hubo una época en la que estuvo instalada la congregación dominicana, luego quedó abandonada y su función fue más educativa porque estuvo funcionando la Universidad de Granada, luego estuvo la escuela vocacional colegio de Granada y ya para los años 80 el edificio pasó a manos del Instituto Nicaragüense de Cultura, por decreto de la Asamblea Nacional. Este es un edificio considerado patrimonio nacional y desde el año 2003 hasta esta fecha tiene una función cultural, educativa y turística”, culminó Ligia.

Turismo de noche

El turista se enriquece de la historia y se identifica con la vida nocturna de Granada. La calle la Calzada y Paseo la Gran Sultana son sin lugar a dudas el centro de la diversión en donde se puede consumir alimentos, bebidas, postres, escuchar música, bailar en las discotecas o simplemente dar un paseo.

Patrizia Lugeschi, de la pizzería italiana Monna Lisa, contó su experiencia como prestadora de servicios.

“Tenemos 18 años de estar aquí en la calle la Calzada, la calle principal de Granada y que atrae a bastantes turísticas, sobre todo por lo bonito que se ve, lo tranquilo y seguro. Nosotros empezamos a trabajar desde las 12 del mediodía porque decimos que no hay horario para comer, sobre todo una buena pizza”, comentó Patrizia.

Amelie Shwartze, turista alemana, disfrutó de estos paseos nocturnos.

“Me encanta Granada, es muy linda. Me gustan mucho los edificios, los colores de los edificios, la parte histórica de la ciudad es muy interesante. He estado acá por varios días sola, pero me encontré con unos amigos en el hotel y hemos hecho algunos recorridos juntos", aludió.