Haciendo efectivo uno de los acuerdos de la reunión binacional, Nicaragua y Costa Rica iniciaron este miércoles la primera reunión técnica para la planificación e implementación de acciones conjuntas transfronterizas para la eliminación de la malaria.

En esta sesión de trabajo a realizarse del 25 al 27 de agosto en el hotel La Merced en la ciudad de Granada, participan funcionarios de salud a nivel técnico de Costa Rica y funcionarios técnicos de la región de Nicaragua del SILAIS de Río San Juan con sede en San Carlos, para analizar y elaborar un plan de acción de la micro planificación fronteriza.

El acuerdo binacional entre Nicaragua y Costa Rica fue suscrito el pasado 9 de abril de 2021 en Peñas Blancas por medio de sus ministerios de relaciones exteriores y salud, para la implementación de intervenciones conjuntas transfronterizas para la eliminación de la malaria, esto en el marco de Mesoamérica y el Consejo de ministros de Salud de Centroamérica (COMISCA).

MINSA

El Doctor Carlos Sáenz, secretario general del Ministerio de Salud (Minsa), recordó que el objetivo de este encuentro es poder elaborar un plan efectivo para hacer acciones conjuntas en todo el territorio transfronterizo entre Nicaragua y Costa Rica.

“Nuestro Presidente Comandante Daniel Ortega y la Vicepresidenta Rosario Murillo nos han orientado que podamos ir reforzando y fortalecer estas acciones conjuntas y articuladas", dijo.

En esta reunión se hicieron análisis por micro áreas, para identificar en cada lugar la situación de la malaria, para elaborar micro planes, que van a definir acciones conjuntas y acciones complementarias para darle seguimiento al caso y poder desarrollar intervenciones conjuntas y además desarrollar herramientas articuladas entre ambos países.

MINSA

Recordó que se realizarán reuniones de seguimiento para intercambio de información, para hacer ajuste a las intervenciones, permitiendo de manera coordinada producir ese impacto para ir eliminando la malaria en la región.

El secretario general del Minsa, mencionó que en ambos países ya se vienen realizando acciones contra la malaria.

“En ambos países hacemos acciones contra la malaria, que tiene que ver con el diagnóstico temprano, tratamiento oportuno, seguimiento a los casos, análisis de casos y controles de foco, trabajando de manera articulada con la red comunitaria y con toda la Red de Servicios de Salud desde el Modelo de Salud y Familiar y Comunitario”.

MINSA

El Dr. Sáenz expresó que, el compromiso es hacer todos los esfuerzos en la región para eliminar la malaria y recordó que próximamente se realizará encuentros entre Honduras y Nicaragua.

¡La salud no tiene fronteras!

El coordinador del manejo integrado de vectores y coordinador Nacional de Malaria en Costa Rica, Rodrigo Marín Rodríguez valoró esta iniciativa como un día histórico, al desarrollar una reunión entre ambos países en el abordaje de manera integral en pro de la salud de ambos pueblos.

“Este encuentro es de mucha importancia porque la salud no tiene fronteras, más de 300 km de frontera entre ambos países con un intercambio de personas, de insumo y la malaria está de un lado al otro, así que lo que pasa en Nicaragua pasa en Costa Rica y viceversa, así que debemos ponernos de acuerdo como dos pueblos hermanos y trabajar juntos por el bien de la nación”.

MINSA

En sus palabras, expresó al pueblo de Nicaragua el saludo fraterno y caluroso del ministro de Salud de Costa Rica, Daniel Salas.

Enrique Pérez Flores, Asesor para Vigilancia de la Salud y Prevención de Enfermedades en la oficina de OPS-Nicaragua, expresó que, “la Organización Panamericana de la Salud (OPS) se siente plenamente satisfecha por este logro que han acordado ambas naciones".

Destacó que la OPS ha sido testigo de los esfuerzos que ambos países vienen haciendo para que se concretara este acuerdo, en el cual finalmente definen los mecanismos de cooperación y coordinación para la eliminación de la malaria.

MINSA

“Creemos que el acuerdo que han alcanzado reúne todas las recomendaciones que nuestra organización ha puesto a disposición de los países. El acuerdo sintetiza las principales estrategias de control, por ejemplo: cómo pueden hacer ambas naciones para mejorar la detención oportuna de los casos, cómo hacer ambas naciones para colaborar y garantizar que una vez que estas personas han sido diagnosticadas continúen con su tratamiento y además acciones complementarias para la investigación de los casos”.

MINSA

MINSA