Los niños que visitaron con sus padres la sorbetería Hormiga de Oro disfrutaron del arte de la pintura acrílica sobre madera.

La Hormiga de Oro es un espacio familiar donde los niños pueden recrearse pintando o dibujando.

El Ministerio de Economía Familiar cada fin de semana promueve diferentes actividades para incentivar en los niños el amor e interés hacia el arte y el desarrollo de su creatividad.

hormiga-oro

El artista plástico Jair Antonio Sánchez manifestó que los niños pintaron diferentes dibujos, entre ellos, el guardabarranco, flores, paisajes, caricaturas, y otros.

“La importancia de esto es que los niños se recreen y se vayan metiendo en el mundo de lo que es el arte”, dijo Sánchez.

Señaló que este tipo de lugares son idóneos para que los niños se lleguen a relajar y con estas actividades se complementan de buena manera, bien atendidos y disfrutando del arte.

Doña Marcia Martínez llegó con su nieto a la Hormiga de Oro y expresó que este tipo de actividades son muy buenas para los niños y también es importante el apoyo de los padres para que ellos vayan aprendiendo y se interesen por la pintura.

"Es primera vez que lo traemos a él y nos ha encantado. También nosotros lo ayudamos para que se entusiasme a pintar y me alegro mucho porque veo a todos los niños entusiasmados y eso es algo bueno, yo les felicito por eso", señaló.

hormiga-oro

hormiga-oro

hormiga-oro