Previo al inicio de la sesión parlamentaria, los diputados por amplia mayoría aprobaron la declaración "Defensa de la Soberanía Nacional y Rechazo a la Agresión Injerencista contra el Pueblo de Nicaragua"  en respuesta a las acciones injerencistas, unilaterales y arbitrarias emitidas por el gobierno de Estados Unidos de América en contra nuestro país.

La lectura de la declaración fue realizada por el Presidente de la Asamblea Nacional doctor Gustavo Porras, quien afirmó "que considerando que es deber de las y los nicaragüenses de preservar y defender los derechos y principios fundamentales de independencia, soberanía y autodeterminación de nuestra patria".

La declaración legislativa agrega: "reiteramos el histórico compromiso de nuestro pueblo de luchar por la paz y la construcción de una sociedad cada vez más influyente, justa y equitativa impulsando la democracia económica que redistribuya la riqueza a fin de garantizar el desarrollo integral de la nación".

En tercer lugar la declaración destaca "que las reiteradas agresiones del gobierno de Estados Unidos de América contra el pueblo nicaragüense pretenden violentar la independencia, la soberanía, la autodeterminación, el ordenamiento jurídico del país, el derecho a la paz, la estabilidad y los derechos supremos de Nicaragua".

En vista de lo anterior la declaración estima que:

"Por tanto en uso de sus facultades que le otorga el artículo 138 de la Constitución Política de la República de Nicaragua y el numeral 4 del artículo 92 de la ley 606 Ley Orgánica del Poder Legislativo declara:

Primero: Condenar enérgicamente las acciones injerencista, interventores, unilaterales y arbitrarias del Gobierno de los Estados Unidos de América en contra del pueblo de Nicaragua.

Segundo: Respaldar plenamente las acciones legales que ejecuta el Ministerio Público y la Policía Nacional en el ámbito de sus competencias fundamentadas en la Constitución Política de la República de Nicaragua en especial la Ley 996 Ley de Amnistía y Ley 1055 Ley de Defensa de los Derechos del Pueblo a la Independencia, la Soberanía y autodeterminación para la Paz.

Tercero: Condenar a aquellos que inciten a la injerencia extranjera en los asuntos internos, pidan intervenciones militares, se organicen con financiamiento de potencias extranjeras para ejecutar actos de terrorismo y desestabilización, que propongan y gestionen bloqueos económicos, comerciales y de operaciones financieras en contra del país y sus instituciones, que demanden, exalten, y aplaudan la imposición de sanciones contra el estado de Nicaragua constituyéndose en traidores de la patria.

Cuarto: Exigir el cese a las continuas injerencias, intervención que manifiestan las acciones históricas de violencia y agresión contra el pueblo de Nicaragua.

Quinto:Demandar el respeto a las normas del derecho internacional, el ordenamiento jurídico del país, el derecho a la paz, la estabilidad que garantizan el desarrollo integral de la nación.
Sexto: Publíquese la presente declaración legislativa en La Gaceta Diario Oficial.

Dado en la ciudad de Managua en el salón de sesiones de la Asamblea Nacional de la República de Nicaragua a los 10 días del mes de junio del año 2021."

DESCARGUE AQUÍ LA DECLARCIÓN A.N. 03-2021

asamblea

asamblea