El compañero Salvador Vanegas, asesor presidencial para asuntos Educativos, y el señor Yasuhisa Suzuki, embajador de Japón en Nicaragua, sembraron árboles de la Amistad este 2 de junio, en el centro escolar Japón ubicado en el barrio Ariel Darce del Distrito V, de Managua.

Ambos se mostraron muy contentos por plantar un árbol, que es vida para los managuas, nicaragüenses y los habitantes del planeta.

“Continuamos con los aprendizajes; niños que aprenden de la solidaridad, de la hermandad, del respeto y la dignidad de nuestros pueblos, el cariño que le tenemos a Japón que ha cooperado mucho con la educación del país”, destacó Vanegas.

JAPON

Dijo que los niños aprenden a seguir reforestando en los centros de estudios, a querer la madre tierra y preparar los huertos escolares.

“Así que es una tarde de mucho aprendizaje y de llevar a la práctica los valores de hermandad, respeto y aprecio entre pueblos del mundo, en este caso con el hermano pueblo y gobierno de Japón”, expresó.

En tanto, el embajador Suzuki dijo que en su país también tienen actividades de reforestación, y se mostró contento de estar reforestando en el centro escolar Japón, en Managua.

JAPON

Felicitó a Nicaragua por tener muchos niños; porque en Japón hay muchos ancianos y pocos niños.

“Cuando yo era niño, hice trabajo de reforestación; en nuestra tierra también hay muchos árboles. Veo que en Managua hay muchas (zonas) verdes: Apreciamos mucho a los nicaragüenses que cuidan el medio ambiente”, valoró.