Promover la economía familiar y los emprendimientos es el objetivo principal de la Feria del Mar, la que se realiza cada 15 días en la Plaza 22 de agosto, donde muchas mujeres logran comercializar sus productos del mar a buenos precios, incrementando a su vez las ventas y ampliando su mercado en la capital.

Johana Barrios, viajó desde el balneario de Masachapa, para ofrecer pescados frescos y procesados, los que por su calidad han adquirido mucha demanda en el mercado local.

“Cada feria le traigo a las familias pargo blanco, rojo, los vendo por libra y procesados en torta, la feria es un espacio para que nosotras obtengamos ganancias para nuestra economía. Nosotras vendemos productos frescos y con precios accesibles, desde 35 córdobas hasta más según el cliente. Gracias al gobierno nosotras estamos trabajando con dignidad porque nos han capacitado y es así como hemos aprendido a darle valor agregado al marisco”, refirió.

MAR

De igual manera, doña María Obando ofrece deliciosos platillos a base de mariscos, sopas, pescado frito, arroz con camarones, cocteles, todos a un precio cómo desde los 120 córdobas.

“Nuestro buen gobierno ha abierto espacios para que trabajemos con dignidad, aquí venimos a vender nuestras comidas y no pagamos por este espacio, la feria nos permite darnos a conocer y poco a poco hemos venido haciendo clientela porque ya la gente sabe que son comidas elaboradas con mariscos frescos e higiénicamente elaborados”, subrayó.  

MAR

MAR

MAR

MAR

MAR