De acuerdo al reporte más reciente del Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (Ineter) el huracán Iota que alcanzó categoría 5, impactará con vientos de 260 kilómetros por hora a primeras horas de la noche en algún lugar adyacente a Bilwi.

Marcio Baca, Director de Meteorología del Ineter precisó que el fenómeno estaría dejando el territorio el día miércoles, sin embargo, el efecto del mismo se seguiría percibiendo en Nicaragua.

El oleaje ya se está haciendo sentir en la región del Caribe Norte, este oleaje va a irse intensificando en la zona del litoral en la medida que el huracán venga aproximándose hasta tener un oleaje máximo en el momento de que el ojo toque tierra, esto deberá ser en las primeras horas del día de hoy, olas de 4 metros es lo que se está previendo que sea en las regiones del Caribe Norte”, precisó.

Indicó que los suelos aún no manifiestan saturación, sin embargo, esto sucedería de manera rápida debido a los acumulados de entre 300 milímetros de precipitación.

Baca señaló que se esperan lluvias para la región del Pacífico Sur, de entre 150 y 200 milímetros.

Del mismo modo infirmó que se prevén deslizamientos en la zona norte, en la región montañosa.

Preparativos

El doctor Guillermo González, Ministro-Director del Sinapred, informó que se ha dado seguimiento y ha mantenido la constante preparación sobre los distintos escenarios que se observarán a partir de este lunes.

Queremos señalar que es importante que ese proceso que todos recordemos que tenemos vigente el comunicado número 2-2020 donde se decretó la alerta roja para las zonas del triángulo minero, la región autónoma del Caribe Norte y prácticamente alerta amarilla para todos los departamentos de Jinotega, Nueva Segovia, Madriz, que son las del borde fronterizo y que tenemos la alerta verde en el resto del país”, señaló.

Recordó que se mantendrán activadas las distintas instancias en los municipios incluidos en los departamentos con alerta.

Del mismo modo informó que se seguirá monitoreando para actuar de la manera más rápida siempre con el objetivo de preservar la vida de los nicaragüenses”, agregó.

En tal sentido se refirió a la urgencia de completar el proceso de movilización de las poblaciones a sitios seguros, estando hasta el momento ya se han puesto a resguardo prácticamente todas las comunidades del litoral del Caribe Norte, Río Coco Abajo y principales riveras de los ríos de Prinzapolka, Rosita y Bonanza.

Las brigadas municipales han iniciado su movilización y también se ha iniciado el traslado de la ayuda humanitaria.

Seguiremos avanzando de acuerdo al progreso del evento en estar permanentemente alertando a aquellas comunidades de los departamentos de Jinotega, Nueva Segovia, Madriz, Chinandega, estando muy atento a los fenómenos de inundación, fenómenos de deslizamiento producto del progreso y la intensidad de las lluvias que provoque Iota”, precisó.

González invitó a la población a estar atenta a toda la información precisa y oficial que sea emitida por las autoridades de Gobierno.