Ochocientas viviendas del barrio Francisco Salazar en el distrito 5 fueron fumigadas por los brigadistas del Ministerio de Salud (Minsa), en una actividad a la que se sumó la aplicación del BTI en los recipientes de agua como un mecanismo amplio de eliminación de los mosquitos en sus diferentes etapas.

El compañero Anfat Aguinaga, responsable de vigilancia del centro de salud Carlos Rugama, expresó que lo más importante en la lucha antiepidémica es el aporte de las familias desde sus hogares.

“Siempre le recordamos a las familias que debemos limpiar los patios, recipientes donde se acumula agua y permitir a los brigadistas fumigar y aplicar BTI en sus viviendas. Recordemos que lo más importante es prevenir las enfermedades. Siempre es bueno que haya ventilación en las casas, evitar la acumulación de basura en el techo y patios y eliminar todo lo que no utilizamos”, expresó.

fumigacion

Familias como la de Gertrudis González señalan que a diario priorizan la limpieza de su vivienda, de tal manera que los mosquitos no aniden en las instalaciones y no propicien enfermedades que pueden ocasionar la muerte.

“Siempre barremos el patio, la acera, lavamos el barril y no tenemos acumulación de trastes viejos porque sabemos que ahí es donde se esconden los mosquitos y se reproducen, tenemos que cuidarnos y evitar más enfermedades”, subrayó.

fumigacion