La vicepresidenta compañera Rosario Murillo, informó que avanza la actualización del mapa nacional de salud, que incluye el mapa de padecimientos, con más de 850 mil personas entrevistadas.

Y luego, también hemos estado todos los días en comarcas, barrios, comunidades de nuestra Nicaragua reunidos con las familias y trabajando en la actualización del mapa nacional de salud, con los padecimientos que las familias nos transmiten que hay en cada casa, enriqueciendo ese mapa de padecimientos que es un mapa también para promover salud, para atender los padecimientos todos los días. Llevamos incluso ya atendidos, entrevistados, nos hemos reunido con más de 850 mil personas, hermanos y hermanas, trabajando ese mapa, la actualización del mapa de salud, de padecimientos por municipio, comarca, barrio, comunidad en todo el país”, indicó.

Así que, así es como vamos adelante, entregados, dedicados a la misión de servir a nuestro pueblo con valentía, con valentía. Una cosa es hablar porque del diente al labio o al peso de la lengua todo se puede decir. Otra cosa es caminar las rutas de cristianismo y solidaridad, andar promoviendo vida, salud y fuerza desde nuestros principios y valores cristianos, familiares, solidarios. Una cosa es hablar al peso de la lengua y sobre todo propiciando, queriendo propiciar daños y otra cosa es caminar casa a casa reuniéndose unos con las familias a ver cómo se actualizan esos mapas de salud, cómo conocemos más de los padecimientos en el hogar, en la familia, y cómo podemos atenderlos mejor, Dios mediante, desde la voluntad de Dios. Esa es la diferencia. La mayoría de Nicaragua está para servir, para trabajar para avanzar. Las minorías están para acosar, es así, pero bueno de todo hay en la viña del señor. Pensemos siempre que los corazones se pueden abrir como flores de mayo y que en la vida todos tenemos derecho a reflexionar a pensar, y sobre todo a pensar con sentido de bien, no se avaricia, no de codicia, con sentido de bien, no de acaparamiento, solo para él, solo para él, solo para él, No, al contrario para compartir y convivir compartiendo. Esa es la esencia del cristianismo que desde niños aprendimos con nuestras familias en nuestros hogares”, agregó.

La vicepresidenta compañera Rosario también informó sobre la inauguración, este martes, de la rehabilitación del centro de salud de San Juan de Nicaragua, Río San Juan. “Ahí estamos atendiendo, con ese nuevo centro ya rehabilitado, 2 mil hermanos y hermanas de las comunidades y barrios de San Juan, nuestro Río San Juan, San Juan de Nicaragua”.

Además, esta semana se realizarán ferias de la salud en 1 mil 14 comunidades.

“1 mil 14 comunidades cubiertas. Aquí hay valentía, aquí hay convicción cristiana y solidaria, aquí hay cumplimiento de los deberes cristianos y solidarios, de amor al prójimo, amor al prójimo, eso es lo que vivimos, eso es lo que practicamos y en esa, en esas rutas de amor al prójimo estamos seguros de que Dios no solo nos guía sino que nos bendice a cada instante, nuestro padre, nuestro padre nos bendice y nos guía a cada instante porque todo esto es amor, amor al prójimo, amor a Nicaragua, prácticas cristianas. 1 mil 14 comunidades, trabajarán 3 mil 844, prácticamente 3 mil 900 personas entre trabajadores de la salud, miembros de las redes comunitarias y vamos a atender a 65 mil personas con 40 mil consultas, 40 mil 972 son 41 mil consultas médicas de todo tipo, odontológicas, especializadas, y además atenciones de medicina natural, atenciones en exámenes de ultrasonidos, pruebas VIH, etcétera, así es como vamos adelante con amor y esperanza, confianza en Dios”, detalló.

Semana especial en celebración de la virgen de Fátima

Finalmente, la compañera Rosario Murillo, destacó que “esta es una semana muy especial también, celebramos a la Virgen de Fátima que tiene tantos devotos en nuestra Nicaragua y la celebramos en grande”.

Y como madre nuestra le pedimos que nos siga envolviendo en su manto, que interceda por todos los pueblos del mundo, los pueblos que sufren, por nuestro pueblo, que como madre abra corazones, abra corazones y que los corazones se conviertan en esa rosa mística abierta que tiene en una de sus advocaciones, la Virgen de Fátima nos ayude a todos a que se produzcan con la intercesión suya ante el padre, los milagros del amor, se sigan produciendo milagros del amor en nuestra Nicaragua”.