Con la realización de un recorrido de tres carrozas cuidadosamente adornadas por las calles del municipio de Ciudad Darío, despuntaron este martes las celebraciones del 153 aniversario del natalicio del panida Rubén Darío.

Con las carrozas se reeditó la llegada de Rosa Sarmiento, madre de Rubén, que hace 153 años hizo un viaje en carreta hasta el pueblo de San Pedro de Metapa, hoy Ciudad Darío, un caserío donde nació el Príncipe de las Letras Castellanas.

En horas de la tarde se llevó a cabo un recorrido con carrozas por las principales calles de la ciudad hasta llegar a la pequeña casa donde nació el panida el 18 de enero de 1867.

Rosa Sarmiento, madre de Rubén, nació en Chinandega en 1843 y venía desde León a pasar unos días a conocer a unos familiares y por casualidad dio a luz en ese pequeño pueblo de entonces, cuentan varios historiadores y estudiosos de Darío.

María Lesbia Treminio Chavarría, alcaldesa de Ciudad Darío dijo que todos los municipios del departamento de Matagalpa son protagonistas de estas fiestas “porque esto es una enseñanza permanente de la unidad, la paz y la reconstrucción y sobre la reconciliación que debe haber en todos los hermanos nicaragüenses”.

Lo que presenciamos con las carrozas fue la llegada de Rosa Sarmiento que fue por un camino que se llamaba el Marañonal y ella venía desde León”, añadió la edil.

Lo que hicimos fue una dramatización de la llegada de la progenitora de Rubén Darío a este pueblo sobre todo en la Casa Natal donde dio a luz nuestro gran panida”, añadió.

La primera carroza es el símbolo sobre la forma cómo se trasladaban en esa época y Rosa Sarmiento vino desde León en carretera remolcada por bueyes.

En la segunda carroza se desplazaron las ocho candidatas a Musa Dariana 2020 que van a concursar este 16 de enero en la plaza municipal y son de los diferentes barrios de Ciudad Darío.

En la última carroza se representó la simbología de la alegría de Nicaragua con “nuestras tradiciones culturales”, resaltó la alcaldesa.

Gigantonas y Enanos Cabezones escoltan desfile

Las carrozas fueron escoltadas por una columna de gigantonas con sus respectivos enanos cabezones que dieron a conocer una serie de coplas que reflejaron el legado cultural que dejó para Nicaragua y el mundo el gran panida.

Con esta actividad le estamos dando apertura a las celebraciones sobre el 153 aniversario del natalicio de Rubén Darío y nosotros tratamos de que estas celebraciones son para el pueblo que tiene 65 mil habitantes”, añadió la alcaldesa.

La joven que representó a Rosa Sarmiento

En el recorrido de las carrozas que concluyó en la Casa Museo Rubén Darío, la joven Guisell González representó a Rosa Sarmiento y dijo estar muy feliz y contenta por participar en esta actividad.

Invitó a la población a participar en las actividades culturales que se han iniciado en Ciudad Darío, al tiempo que se refirió al papel que jugó Rosa Sarmiento y por qué llegó a ese municipio que antes se llamó Metapa.

A raíz de la muerte de Rubén Darío el 6 de febrero de 1916, surgen movimientos intelectuales en Metapa, con el clamor fundamental de hacerle honor a la cuna del príncipe de las letras castellanas, a través del cambio del nombre de la Villa de Metapa por Ciudad Darío.

En esta labor se destacaron don Jesús Valle, Manuel J. Torres, Sebastián Matus y Don Joaquín Evaristo Pastora, artífice intelectual del cambio de nombre de esta pintoresca localidad.

Fue hasta el año de 1920, en el período presidencial del general Emiliano Chamorro, a través del senador Sebastián Uriza es que tuvo eco el cambio del nombre a Ciudad Darío. Esto se materializó a través de un decreto que aprobó la Asamblea Nacional de ese tiempo.

Otros personajes

Yezcas Samantha representó a doña Cornelia Mendoza que fue la que hospedó a Rosa Sarmiento un día como hoy el 14 de enero de 1826. Casualmente Rosa pasaba por la que hoy es Casa Museo, cuando la sorprendieron los dolores de parto.

Relatan que doña Cornelia, como una mujer solidaria le dio posada a Rosa Sarmiento y buscó a Agatona Ruiz (la partera) para que asistiera a la progenitora del gran panida.

Iracema Ruíz, responsable del museo Casa Natal Rubén Darío dijo que en ese lugar se inició la vida del bardo un 18 de enero de 1967 cuando doña Rosa Sarmiento “vino a dar a luz a esta casa y que gracias a Dios tuvo un parto normal y la dueña de la casa doña Cornelia Mendoza le dio posada”.

En la casa los visitantes ven el ambiente doméstico que se recuerda de esa época con muebles antiguos y es para transmitírselos a las nuevas generaciones sobre cómo nació el gran Rubén.

Posteriormente en el salón René Núñez Téllez de la alcaldía de Ciudad Darío el historiador Iván Uriarte brindó la conferencia magistral “Las montañas del oro de Leopoldo Lugones, mina intertextual de Rubén Darío”.

Cerró el inicio de las festividades una noche cultural de paz y alegría que se desarrolló en la Plaza Municipal de Ciudad Darío, ubicada a pocas cuadras de la comuna y la Casa Natal en el barrio Rubén Darío.