Autoridades del Ministerio de Salud (Minsa) y Sinapred recibieron en el Aeropuerto Internacional Augusto C. Sandino a la delegación hondureña encabezada por el viceministro de salud Roberto Cosenza, que se encuentra en Nicaragua para hacer un abordaje sobre la temática del dengue.

En la región centroamericana Honduras ha sido fuertemente golpeada por el dengue. Datos de la OMS/OPS indican que han muerto 82 personas y hay confirmados 32 mil 553 casos.

La delegación sostendrá encuentros con autoridades del Minsa y visitará los territorios para ver las acciones de trabajo en la comunidad.

Este será un intercambio de experiencias y de estrategias que han sido puestas en práctica por ambos países para hacerle frente al dengue y darle respuesta a la población que acude a las unidades de salud.

HONDURAS1

La doctora Carolina Dávila, ministra de salud, expresó que expertos del Minsa compartirán con los hermanos hondureños como en Nicaragua se trabaja en las acciones de lucha antiepidémica y el abordaje clínico que se hace con los pacientes en las unidades de salud.

"Además de compartir nuestro modelo de salud que nos enorgullece, de participación en la comunidad, de la responsabilidad compartida que hemos asumido con todas las instituciones de Gobierno, con todos los gabinetes de la familia, comunidad y vida, se ha integrado a todas estas acciones de lucha antiepidémica", dijo la ministra Dávila.

Asimismo, se podrán compartir información sobre las técnicas de laboratorio para la detección y seguimiento de los casos de dengue en el país.

Por su parte, el viceministro de salud de Honduras felicitó la labor de Nicaragua de mantener una vigilancia constante y reconoció como una gran fortaleza la acción de la atención de 24 horas los 7 días de la semana en las clínicas febriles.

HONDURAS1

"El dengue es una enfermedad prevenible y la prevención comienza desde cada uno de los hogares...En nuestro país desgraciadamente estamos viviendo la epidemia más grande durante la historia del país", dijo Cosenza.

"Aquí tienen un sistema del primer nivel de atención bastante fortalecido, que es digno de felicitar", acotó.

Encuentro con Minsa y Sinapred

El encuentro estuvo presidido por la doctora Sonia Castro, ministra asesora presidencial para temas de salud; la ministra de salud doctora Carolina Dávila y el doctor Guillermo González, codirector del Sinapred, la codirectora del Sinapred Xochilt Cortez, así como asesores y técnicos del Minsa, la delegación hondureña y la embajadora de Honduras, Diana Valladares.

Valladares expresó su agradecimiento a la vicepresidenta compañera Rosario Murillo por dar respuesta inmediata a la petición de este encuentro “y compartir modelos exitosos, que Nicaragua ha venido realizando durante estos meses en un tema de mucho flagelo como es el dengue”, refirió.

El viceministro de salud de Honduras, Roberto Consenza, agradeció por este recibimiento y conocer más del sistema de salud de Nicaragua e intercambiar experiencias en el fortalecimiento contra esta epidemia.

Igualmente dio a conocer los sitios con mayores casos como el departamento de Cortés, Copán, Atlántida, Colón, San Pedro Sula, Isla de la Bahía, Gracias a Dios, Yoro, Coatepec y Lempira, y cómo se ha trabajado en conjunto con los alcaldes y líderes comunitarios una vez se activó el Sistema Nacional de Gestión de Riesgos (Sinager).

Tenemos un leve descenso en la semana 31, esperamos mantenernos en eso. Hemos redoblado esfuerzos evitando más muertes… Y siempre trabajando fuertemente con las medidas de control del vector”, señaló el viceministro de salud de Honduras.

La doctora Martha Reyes, directora de Vigilancia para la salud, expuso sobre la experiencia que se ha tenido en Nicaragua en el abordaje de la lucha antiepidémica, expresando que hay cuatro claves que lo respaldan.

Lo primero es que es una prioridad política de nuestro Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional, estableciendo lo que tenemos claro todos los trabajadores de la salud, que la salud es un derecho de toda nuestra población”, dijo Reyes.

Otro aspecto es el modelo de atención a la salud, familiar y comunitario, los propios lineamientos estratégicos y técnicos del componente de vectores y la situación de las alertas epidemiológicas.

Es muy importante retomar lo que se refiere a nuestro modelo de atención porque en Nicaragua este modelo responde a las necesidades de nuestra población con énfasis en dos aspectos claves como son: la promoción y la prevención de enfermedades que trasciende de la atención a la persona de manera individual a un enfoque que está dirigido a la familia, a la comunidad que incluye al ambiente y esto ha facilitado el desarrollo de las actividades de lucha antiepidémica”, afirmó la doctora Reyes.

Asimismo, compartió los lineamientos claves con la participación de la red comunitaria, gobiernos locales, comité de liderazgo sandinista e instituciones.