El desarrollador Chris Wetherell es el creador del botón de retuit, una de las herramientas más características de esta red social.

Aun así, a pesar de lo mucho que se usa esta función, Wetherell también es consciente de lo peligrosa que es. "Fue como darle un arma cargada a un niño de 4 años", comparó el desarrollador en una entrevista.

El retuit es una forma rápida de compartir y entablar conversación, también puede ser usado con malas intenciones, para difundir información errónea o manipular a la gente.

Antes del retuit, los usuarios tenían que copiar y pegar el texto en un nuevo mensaje, por lo que empleaban más tiempo en leerlo y en interpretar el tono y su intención.

Pero, con este botón para compartir más fácilmente la información, las cosas han cambiado, tanto para bien como para mal.

Según contó Wetherell, durante su desarrollo, "solo en dos o tres ocasiones alguien preguntó sobre lo que se compartiría", pero los efectos que ha tenido eran inimaginables.

Además se ha declarado que la compañía está trabajando para que la red social sea más saludable potenciando, según comenta, la función de citar tuits.