La vicepresidenta compañera Rosario Murillo, ratificó que Nicaragua avanza en sendas de justicia, procurando entendimiento y paz en el marco de la Constitución y las leyes del país.

Estamos trabajando en todos los aspectos de la vida buena que tenemos y también en la mesa de negociación donde trabajamos y ratificamos todos los días nuestro absoluto compromiso en cumplimiento de los acuerdos que se han tomado, compromiso de cumplimiento en el marco de nuestra Constitución y de nuestras leyes”, aseguró la vicepresidenta.

En ese sentido, la compañera Rosario dijo que hemos insistido muchísimo en la necesidad de trabajar con sinceridad y buena fe, para que la confianza se renueve y para que aseguremos todos los avances necesarios. Todos los temas, todos los puntos insistimos que deben abordarse pensando como nicaragüenses, pensando en Nicaragua, pensando en las familias nicaragüenses y como cristianos pensando sobre todo en los más pobres que han sido los afectados por la insensatez, el egoísmo y la violencia que nos impusieron a todos y que como sabemos destruyó mucho de lo avanzado en la justa e indispensable lucha contra la pobreza”.

Se ensañaron contra Nicaragua, contra el pueblo nicaragüense, pero como sabemos desde la profundidad de nuestra fe, no pudieron y nunca podrán destruir la esperanza, el ánimo, el alma nicaragüense de luchas y de honor”, valoró.

Destacó que “la delegación nuestra ha hecho un llamado, reiterado el llamado para que se reconozcan los daños provocados al país, a Nicaragua, al pueblo nicaragüense, por el golpismo terrorista. Que se procure justicia, reparación y compromiso de no repetición. Seriedad, consecuencia con los nicaragüenses, con la patria. Hacer un llamado conjunto que constituya en un paso indispensable a la reparación. Un llamado conjunto a la suspensión y al cese de esas medidas unilaterales, arbitrarias, ilegítimas, contrarias al derecho internacional que se han tomado contra el país, no contra personas, y contra el derecho o los derechos humanos del pueblo nicaragüense”.

La compañera Rosario Murillo, valoró que Nicaragua avanza en sendas de justicia y procura entendimiento y paz.

Nuestra fuerza de voluntad es histórica, nuestra firmeza de carácter y decisión de libertad y democracia soberana no es revocable, y con el pueblo nicaragüense seguimos venciendo. Asumimos el legado espiritual victorioso de nuestro General de hombres y mujeres libres y suscribimos con orgullo y honor patrio ese ‘Siempre Más Allá’, donde estaremos también siempre luchando, porque luchamos para vencer”, manifestó la vicepresidenta Rosario Murillo.