La vicepresidenta compañera Rosario Murillo, afirmó que el Gobierno sandinista está siempre abierto a conversar y buscar soluciones creativas para Nicaragua en un camino de respeto y entendimiento y encuentro entre los nicaragüenses.

“Hermanos, hermanas, queremos en primer lugar agradecer a todas las personas de buena voluntad que nos han escrito, que han manifestado en distintas formas su confianza en un camino de respeto, entendimiento y encuentro entre nicaragüenses”, expresó la compañera Rosario Murillo.

“Nuestro Gobierno siempre abierto a conversar, escucharnos y buscar soluciones creativas y posibles para Nicaragua y entre nicaragüenses, ha reiterado a nuestro pueblo el compromiso permanente con acuerdos y consensos que beneficien al país y a todos los nicaragüenses, a todas las familias en particular a quienes cotidianamente luchan con dedicación y valentía contra la pobreza”, agregó.

“En esa ruta de fe y esperanza seguimos pidiéndole al Espíritu Santo luz y consejo, para que la disposición que se ha mostrado haga surgir un nuevo tiempo de comprensión y consideración entre todos. Agradecemos a Dios, creador de vida, invocándole para que la fuerza del bien común y la fraternidad, impregnen cada paso de este caminar nicaragüense que no niega los desafíos y que con serenidad, seriedad, sensatez y experiencia seguimos asumiendo”, indicó.

La vicepresidenta expresó su deseo de que “Dios nos dé a todos entendimiento y sabiduría para que los buenos propósitos que recogen aspiraciones y derechos de paz y vida de todos los nicaragüenses, prosperen y fructifiquen. Vamos adelante con cariño, con fe y esperanza, y vamos adelante de la mano de Dios”, aseguró.

La compañera Rosario Murillo, agradeció a los hermanos líderes de Iglesias que le han escrito, enviándole el Salmo 133 La Bienaventuranza del Amor Fraternal.

“Hermanos y hermanas así vamos, abriendo esta semana con esa buena nueva de encuentro, en confianza y esperanza entre los nicaragüenses”, valoró la vicepresidenta.