La compañera Rosario Murillo, vicepresidenta de la República, saludó este mediodía al padre Antonio Castro, quien cumple 48 años de vida sacerdotal al servicio del pueblo nicaragüense.

“Todos lo conocemos, todos le tenemos gran afecto, gran respeto, un misionero de la paz, del cariño, del entendimiento en nuestro país”, dijo.

“El padre Toñito Castro, 48 años de su ordenación sacerdotal y de su servicio al amor, con amor, para reunir a nuestro pueblo en esa senda de bien común”, añadió.

“Queremos saludarlo y saludar sus palabras: 48 años de servicio sacerdotal. Estoy cumpliendo en esta parroquia de nuestra señora de La Merced, dice el padre, donde mi mayor satisfacción ha sido acompañar a nuestro pueblo, al que nos debemos, en las tristezas y alegrías”, resaltó la compañera vicepresidenta de la República.

“Le saludamos con todo el amor y el cariño de las familias nicaragüenses y de este gobierno cristiano, padre Toñito”, resaltó.

LEA MÁS: