El segundo jefe de Auxilio Judicial de la Policía Nacional, comisionado general Farle Roa, presentó este jueves a dos delincuentes terroristas que dirigieron tranques y delinquieron en los departamentos de Rivas y Carazo.

El primer reo presentado por el jefe policial fue Ronald Iván Enrique Delgado, quien cometió los delitos de secuestros, lesiones, amenazas de muerte y posesión ilegal de armas de fuego en perjuicio del Estado de Nicaragua y de la sociedad nicaragüense.

El sujeto, que también era cabecilla de tranques junto a otros delincuentes que con armas de fuego ubicaron un tranque en la comunidad El Rosario del departamento de Rivas y cometieron los delitos de secuestros, torturas, asaltos contra los pobladores.

El jefe policial presentó fotografías de los tranques de Rivas donde aparece el sujeto dirigiendo a las bandas golpistas. La Policía le ocupó un rifle calibre 22.

El laboratorio de criminalística de la institución policial confirmó que el sujeto había disparado armas de fuego, además de declaraciones de 15 testigos que identifican al delincuente preso.

TERROR1

El segundo caso presentado por Roa es el del terrorista Raúl Ernesto Rojas Bello del departamento de Carazo a quien se le sindica haber cometido los delitos de secuestros, torturas, amenazas de muerte y posesión de armas de fuego contra el Estado y la sociedad nicaragüense.

El sujeto, junto a otros delincuentes armados, perpetraban torturas y secuestros en el tranque ubicado frente al colegio San José del municipio de Jinotepe, Carazo.

Al delincuente preso se le ocupó un fusil AK-47 y municiones del mismo calibre utilizados en el tranque armado del departamento de Carazo, así como un vehículo Toyota utilizado por el delincuente para trasladar armas.

Roa dijo que según el peritaje de balística emitido por la estructura especializada del cuerpo policial el delincuente preso tenía presencia de producto nitrado en sus dorsales. Además, 11 declaraciones de testigos identifican al delincuente preso como el autor de los delitos.

Ambos delincuentes y las evidencias fueron remitidas por la Policía Nacional ante las autoridades competentes y el jefe policial reiteró que la institución seguirá trabajando en función de proteger a las familias nicaragüenses.

TERROR1

TERROR1

TERROR1

TERROR1

TERROR1

TERROR1