La Policía Nacional presentó este viernes al salvadoreño Oscar Antonio Rivas, alias El Diablo, miembro de la mara terrorista M18, y vinculado a actos de crimen organizado y narcotráfico en Nicaragua.

Rivas fue contratado para organizar y dirigir los tranques que se instalaron en todo el país y donde se cometieron delitos como robos, secuestros, violaciones, tortura y asesinatos.

El Jefe de la Dirección de Auxilio Judicial (DAJ), Comisionado Mayor Luis Alberto Pérez Olivas, detalló que Oscar Rivas fue detenido el día de ayer cuando se trasladaba hacia territorio costarricense.

Fue detenido cuando pretendía cruzar de manera ilegal el territorio costarricense, por el sector conocido como El Río Sapoá. Este sujeto es miembro de la agrupación terrorista conocida como Mara18”, confirmó.

Indicó que tras su detención, fue trasladado a la Dirección de Auxilio Judicial, y mediante investigaciones se conoció que este ciudadano se encontraba en prisión en la provincia de Guanacaste, Costa Rica, a inicios del mes de abril.

Fue contactado por el sujeto Manuel de Jesús Escobar Sandino, quien forma parte de una estructura delictiva dedicada al tráfico de estupefacientes. En ese lugar también conoce al sujeto conocido con el alias de El Rasta, que es traficante de cocaína desde Colombia, hasta diferentes países de Centroamérica y los Estados Unidos”, refirió.

Fue contratado para ejercer acciones terroristas contra el Gobierno

Explicó que como resultado de este contacto con estos delincuentes, los mareros plantean apoyar movimientos en contra del Gobierno de Nicaragua para facilitar las condiciones de traslado de droga por nuestro territorio.

Acuerdan la participación del detenido, Oscar Antonio Rivas, en actividades terroristas en contra de nuestro gobierno, por lo que recibiría la cantidad de 300 dólares semanales”, puntualizó.

Amplió que el detenido se trasladó a territorio hondureño, luego que salió de la celda de Costa Rica, donde estaba detenido por encontrarse ilegal.

Se contactan con el sujeto conocido como El Chele, que es propietario de una peluquería ubicada en Gausaule, territorio hondureño. De este lugar es trasladado por este sujeto, conocido como El Chele, a unos cinco kilómetros de la parte fronteriza entre Honduras y Nicaragua”, refirió.

Reciben órdenes de asesinar, saquear y provocar incendios

Indicó que en la frontera, se encuentra con otros mareros que estaban en el lugar, y que son aparentemente de origen hondureño; de ahí fue trasladado  en una camioneta Hilux blanca, hacia el territorio de La Paz Centro, donde encuentra a una cantidad de 30 mareros salvadoreños y hondureños que están en el lugar.

Un sujeto no identificado, le toma los datos, y le dijo que se enviarían remesas a sus familiares a sus países de origen, como acuerdo que establecen en función de su participación en estos hechos delictivos”, explicó.

El jefe policial, indicó que en este momento recibieron en ese lugar órdenes de obstaculizar el tráfico vehicular en diferentes vías del país; el asesinato de policías, saqueo, quema de estructuras y edificios públicos y casas particulares.

El robo y quema de vehículos es de interés, para generar una presión social en contra de nuestro gobierno. Para ejecutar estas acciones, estos terroristas se movilizan a León, Chinandega, Managua, Carazo y Matagalpa”, dijo.

Policía comprometida en continuar trabajando por la seguridad

El comisionado mayor, explicó que, ante los incumplimientos de los acuerdos de pago, este detenido se traslada, con los demás mareros, hacia territorio hondureño.

Indicó que posteriormente Rivas regresa a Nicaragua para trasladarse a Costa Rica, en donde tiene un beneficio de 600 dólares semanales en el tráfico de drogas, puntualizó.

 “La Policía reitera su compromiso de continuar trabajando por la paz, la tranquilidad y la seguridad de las personas, las familias y las comunidades”, expresó el jefe policial.

Antecedentes:

A la edad de 17 años, el detenido Oscar Rivas (El Diablo) ingresa a la Mara18 con su hermano, Carlos David Martínez Carrillo (22) y Ricardo Arnulfo Martínez Carrillo; estas dos personas mueren en enfrentamientos en otra mara de ese país.

Participa como miembro de la Mara 18 en recolección de renta, extorsión en centros comerciales, negocios y transportes públicos en Coco clan y Colonia Valle Verde (San Salvador).

Participa en el asesinato de 7 miembros de la Mara Salvatrucha en cholotenango y la Colonia Valle Verde, lo que significó que fuera propuesto como jefe de una célula.

Participa además en diferentes enfrentamientos con la Policía salvadoreña, y fue detenido en dos ocasiones por delitos de homicidio, extorsión y disturbios en ese país.

marero

marero

marero

marero

marero

marero

marero

 

marero