El doctor Roberto Larios, Vocero de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), informó este martes que los Juzgados de Familia y de Violencia de Masaya (destruidos por grupos vandálicos de la derecha), estarán funcionando en el Complejo Judicial Departamental de esta misma ciudad.

Al respecto detalló que esta mañana el Tribunal de Apelaciones de Masaya, circunscripción Oriental y autoridades administrativas de la Corte Suprema de Justicia, se hicieron presente al edificio de dos plantas donde funcionaban los Juzgados Especializados de Familia y de Violencia, ubicado frente al parque central de la ciudad de Masaya, para constatar los daños causados tras el ataque delincuencial sufrido esta madrugada.

“Entre los daños causados por los delincuentes en la infraestructura del lugar, se observaron quiebra total de vidrios y persianas, puertas y cerraduras forzadas, archivos y escritorios abiertos y vaciados”, precisó.

Indicó que las autoridades judiciales también pudieron constatar la destrucción de sillas secretariales y ejecutivas destruidas; así como aires acondicionados, equipos de computación, un servidor de datos y los equipos de grabación de dos salas de audiencia. Y los expedientes judiciales fueron tirados a la calle y posteriormente quemados.

“Unas horas antes, durante el incendio del día lunes 28 de mayo, cuando fueron quemadas las oficinas de la Procuraduría General de la República y de la Fiscalía, también fue quemado un auditorio del Poder Judicial, que era parte del complejo de oficinas y se utilizaba para capacitaciones y eventos propios de la institución de Masaya”, explicó.

En este sentido, refirió que para dar respuesta inmediata y restablecer la atención de la población usuaria del servicio de justicia en ambas materias especializadas, los funcionarios de ambos juzgados fueron reubicados en el complejo judicial departamental de Masaya, donde ya se está brindando la atención a usuarios.

“Estos edificios que fueron destruidos, habían sido remodelados recientemente, hace menos de un año. Las autoridades están revisando los datos, para ver a cuánto asciende el costo de estos daños causados por estos vándalos”, dijo.

El vocero de la CSJ, informó que la mayoría de los casos que estaban siendo tramitados, tienen que ver con demandas de pensión alimenticia, y por tanto, de no reabrir estos juzgados en el Complejo Judicial Departamental de Masaya, bastantes niños serían afectados.