Cientos de capitalinos se reunieron en la Rotonda Universitaria Rigoberto López Pérez para elevar sus oraciones por una Nicaragua en paz y libre de violencia.

Ondeando la bandera azul y blanco que portaban en sus manos, los nicaragüenses quieren la paz y respaldan la disposición del Buen Gobierno a un diálogo por el bienestar de las familias.

En este lugar se hizo notorio la presencia de jóvenes y población que llegaron desde diferentes distritos de la capital para hacer ese llamado a la paz.

rotonda1

El joven Yasser Escobar pidió a todos los hombres y mujeres de Nicaragua unirse en oración todos los días porque la oración es efectiva, "cuando un justo ora, las promesas del cielo se cumplen en la tierra”, indicó.

"Nosotros salimos porque queremos que se escuche la voz de Nicaragua, que se vea que estamos pidiéndole a Jesucristo porque es Él que está guiando este proceso de diálogo", señaló Escobar.

"Como jóvenes rechazamos la violencia y hacemos un llamado a la paz y que Nicaragua se una en oración para continuar construyendo la paz", agregó.

Tatiana Gonzales, levantando la bandera azul y blanco por una Nicaragua en paz y para que se escuche su voz, dijo que “como nicaragüense yo amo a mi pueblo, a mis hermanos, no tengo odio para ninguno de ellos y sé que está oración será elevada al cielo y con Dios nadie puede, y cuando hay amor el odio se derrota”, afirmó la joven.

Por su parte, el compañero Francisco López, expresó: "Este es el pueblo de Nicaragua, los hijos de Dios nacidos en esta patria llena de vigor y de gloria como lo decía Rubén, todos bajo el principio de buscar esa amistad, esa unidad, esa reconciliación, ese principio de paz y de amarnos los unos a los otros".

Mencionó que hoy día con la dirección del Comandante Daniel Ortega y la Compañera Rosario Murillo, este gobierno de unidad, de reconciliación, de vivencia, diseñado para los sandinistas y para los liberales, para los somocistas, para los conservadores, es para todos los nicaragüenses.

rotonda1

rotonda1