El Prelado de Honor de Su Santidad, Monseñor Eddy Montenegro, manifestó este jueves que las medidas o reformas que se han aplicado al Seguro Social, apuntan a beneficiar a los sectores más desprotegidos de Nicaragua.

“El Gobierno ha hecho el estudio para crear la alternativa que en este momento se podía aplicar. Hay personas que llegaron al INSS con cuotas menores a las 250 cotizaciones, y que siguen siendo beneficiadas y no se les ha quitado esa ayuda”, explicó.

En este sentido, el líder religioso manifestó que es importante preservar la paz y que no haya violencia. Y es necesario siempre buscar nuevas formas para expresar las diferentes ideas.

“Como Sacerdote y con tantos años de trabajar con el Cardenal Miguel Obando, siempre hay oportunidad en el futuro de continuar buscando salidas con los diferentes actores, con los trabajadores, el Gobierno y la empresa privada”, indicó.

Refirió que el Gobierno de la República, quien es que maneja las finanzas de la nación, ha hecho el esfuerzo por no permitir que se pase de los 60 a 65 años la edad de jubilación y de no subir de 750 a 1,500 la cuota de cotizaciones.

“Vimos a don Porfirio García, dirigente de los Adultos Mayores, decir que están dispuestos a que se les mantengan esas garantías. Doña Rosario Murillo decía ayer que el Gobierno siempre está abierto a buscar soluciones en esa continuidad del modelo tripartito que ha dado tanto éxito”, expuso.

Monseñor Eddy hizo un llamado a las personas que tienen una agenda política, y se aprovechan de esta situación del INSS para manifestar esa búsqueda de poder, promoviendo la violencia.

“Es bueno hacer un llamado, como Sacerdote lo hago y como nicaragüense, que tratemos de buscar espacios donde podamos manifestar nuestras ideas, pero preservando la paz y sin violencia”, manifestó.