El tiempo es hora y 10 minutos para que los interlocales que salen de la UCA hacia Granada lleguen a su destino, para muchos es un tiempo prudencial, para otros no, si se toma en cuenta que van a más de 90 kilómetros por hora.

La Policía Nacional ha venido resaltando la necesidad de una conducta de respeto a las leyes y respeto a la vida, sin embargo, en los últimos meses ha habido un incremento en los accidentes de tránsito; el alcohol, el exceso de velocidad, la conducción temeraria y el irrespeto a las señales de tránsito son el factor principal de los accidentes y muertes que enlutan a muchas familias.

En carretera concurridas como la de Masaya y carretera vieja a León viajan en cada momento interlocales, buses, motos y vehículos particulares, un exceso puede ocasionar una tragedia que se puede evitar si se hiciera consciencia que la seguridad de las personas que van manejando o de los pasajeros depende de ellos mismos y no de leyes y normas que pudieran aplicar las autoridades policiales.

En la Parada de la Universidad Centroamericana (UCA) Jacobo González, supervisor de la ruta UCA-Granada, explicó que hay multas internas a los conductores que infringen la ley.

“Cuando por primera vez se pone queja de un conductor se le llama la atención u si es segunda vez se le manda tres días de descanso sin derecho a salario y si es por tercera vez se le mete quince días y si es por cuarta vez se le despide del trabajo”.

Según Jacobo los accidentes se producen porque “hay muchos conductores quizá nuevos que vienen como locos, pienso que será por la competencia porque a veces salen juntos o porque los dueños los presionan por el dinero y por eso van peleando uno con el otro”.

“Debería ser más rigurosa la policía porque son personas las que llevan dentro de la unidad y las que circulan en las otras unidades y regular que no salgan tan pegados, que tengan una diferencia de 10 minutos para que no haya tanto pleito”, reiteró González.

En las cooperativas han recibido seminarios con el propósito de concientizarlos, resaltó el conductor Isaías Muñoz.

 “Todas las cooperativas de transporte deben hacer seminarios de educación vial junto con la policía, en mi cooperativa hemos recibido seminarios cada 6 meses y no solo los conductores de buses debemos tenerlas también todos los conductores”, dijo Isaías Muñoz de la ruta Granada-UCA.

“Una medida sería que la policía trabajara toda la noche y todo el día en las carreteras más concurridas porque yo puedo manejar con prudencia, pero el resto van sin casco los motorizados, se mete el motorizado entre las dos filas de vehículos y van adelantando, la ley no dice que el motorizado debe circular sobre la raya y los ven y no los multan”.

“Van peleando pasajeros”

Yader Gómez, durante esperaba sentado saliera el interlocal que lo llevaría a Carazo, comentó que los accidentes de tránsito se dan por el irrespeto a las señales de tránsito, la ingesta de licor y hacer caso omiso de las orientaciones de la policía.

“En las horas pico esto de andar en interlocales es complicado, quieren llegar rápido, se meten, van peleando pasajero y todo eso hace los accidentes”.

Por su parte, el señor Carlos de Jesús Hernández Guido, instó a los conductores a tomar las debidas precauciones al conducir para evitar accidentes.

“Tiene que meterse el MTI aquí, tiene que regularlos para que no choquen a cada rato los interlocales y uno como conductor debe hacer consciencia porque la policía no puede estar solo en eso, tiene otras labores no tiene por qué estar como si fuéramos sus hijos viéndonos si conducimos bien o no”, sentenció.