Cualquier amante de la gastronomía a base de mariscos, sabe que el mejor lugar para degustar una sopa de mariscos, comerse un buen pescado frito y unos camarones empanizados es la Feria del Mar, ubicada en el costado norte del Palacio de la Cultura en la capital.

Para despedir el año a como se merece, don Eduardo Mayorga llegó con un grupo de amigos a saborear la comida variada en mariscos, “esto es sabroso, delicioso, yo soy amante del marisco y vine a comer arroz con mariscos, camarón y pescado frito y lo mejor que es en la capital, sin necesidad de viajar al mar”.

Karol Obando de Gastronomía Masachapa ofreció a los visitantes sopita de marinera a 160 córdobas, pescado frito a 120 córdobas con arroz, tajada, salsa, chile y limón, deditos de pescado a 130 córdobas, camarones empanizado a 160 córdobas y los cócteles mixtos.

Otra opción es llegar a comprar el pescado, filete y camarones crudos para prepararlos en casa.

“Estamos ofreciendo pescado mareño de Masachapa, pargo rojo, chuleta, filete dorado a precios variados, que van desde 250 los camarones con cabeza, jumbo en cola a 330”, dijo el protagonista Carlos Baltonado.