Los brigadistas del Ministerio de Salud realizaron una nueva jornada de fumigación en la popular Colonia Nicarao de Managua, donde se iban a fumigar unas 300 viviendas y el colegio público de la comunidad.

“Se está realizando visita casa a casa para descubrir y destruir focos de los mosquitos transmisor del dengue y también vamos a realizar fumigación con el objetivo de eliminar al mosquito adulto y con el químico BTI es para eliminar la fase acuática que son los huevos que revientan a los tres días”, dijo el técnico de salud Francisco Ríos.

Pidió a la población apoyar a los brigadistas de salud que andan debidamente identificados con sus carnets y vestidos de celeste con sus equipos de trabajo que les permite batallar contra los zancudos.

“Si hay una casa que no se fumiga entonces queda un foco que puede infectar. Cada familia debe eliminar recipientes que no se ocupan, y cuidar aquellos son utilizados para guardar agua potable, lo que no son útiles los puede eliminar y los depósitos útiles hay que taparlos”, agregó Ríos.

Los pobladores agradecieron a los trabajadores del Minsa por visitar constantemente la colonia Nicarao para luchar contra los zancudos, una labor a la cual cada familia se suma para evitar enfermarse del dengue y otras enfermedades.

“La importancia de esta fumigación es que se eliminan las fases de reproducción de los zancudos y con eso nos protege de enfermarnos de muchas enfermedades. Aquí el gobierno está haciendo su trabajo de promover salud y nos toca a nosotros los pobladores apoyar en ese sentido”, mencionó Byron Briones.