Ayer Viernes 28 de Mayo, la Embajada de Nicaragua se reunió con autoridades municipales, turísticas y climáticas, con el objetivo de compartir experiencias y explorar futuros intercambios de colaboración entre la ciudad de Tournai y Nicaragua.

Tournai es una de las ciudades más antiguas de Bélgica, la cual tuvo un papel histórico, económico y cultural importante en el Condado de Flandes durante la Edad Media. Los principales atractivos de la ciudad son el campanario cívico de Tournai, el más antiguo de Bélgica y la Catedral de Notre-Dame de Tournai, ambos patrimonios mundiales de la humanidad declarados por la UNESCO.

Durante este recorrido compartimos sobre nuestro potencial turístico, estrategia única de Cambio Climático, destacando que el 70% de nuestra matriz energética proviene de fuentes renovables, avances en temas de género y el buen manejo de la pandemia de la COVID-19, resultado del constante trabajo en el sistema de salud el cual es gratuito, accesible y de calidad.

Por su parte, las autoridades de la ciudad expresaron su admiración por la información compartida y destacaron que para ellos es fundamental conocer sobre la realidad de los Países latinoamericanos, ya que en Europa y específicamente en Bélgica se conoce muy poco de la región y de las experiencias positivas que se pueden retomar. Además, expusieron sobre el potencial de la ciudad y su experiencia en la producción de energía renovable a través del plan Air climat Energie.

Asimismo, el Alcalde de la ciudad el Señor Paul Olivier Delannois, manifestó su interés en compartir con sus ciudadanos sobre la cultura, arte y buenas prácticas de nuestro País en el próximo festival que se desarrollará en enero y dedicar, durante el verano, un día a nuestro bello país para dar a conocer todo el potencial con el que cuenta.

Por su parte, la Embajadora Irana Venerio, transmitió los saludos cordiales de nuestro Presidente Comandante Daniel Ortega y la Vicepresidenta Compañera Rosario Murillo y entregó obsequios típicos de nuestro País.