La Vicepresidenta Compañera Rosario Murillo, expresó sus condolencias a las familias que sufrieron pérdidas de seres queridos en el accidente de tránsito donde perdieron la vida 7 personas, la noche del miércoles.

“En primer lugar queremos trasladar nuestras condolencias a las familias de 7 personas. Imagínense, 7 personas entre ellos un niñito de tres años de edad, que fallecieron ayer cuando salían de un evento religioso, un culto, allá en la comarca Paso Real, kilómetro 152 de la carretera hacia Muy Muy, municipio de Matiguás. Tres mujeres, cuatro varones y un niñito de tres años. Cuánto dolor. Cómo sentimos el dolor que debe estar aquejando a las madres, a las abuelas, a las tías, a los hermanos”, dijo.

“¡Ay! sabemos lo que duele, lo que se siente y sobre todo tan imprevisto, inesperado, esos son los accidentes. Y lo peor de esto es que la persona que lo produjo, que es responsable del accidente, no solo iba a exceso de velocidad en una camioneta, de la que perdió el control, sino que iba en estado de ebriedad”, agregó.

“Y por eso insistimos tanto: Si maneja no tome. 7 personas fallecidas, 10 personas lesionadas, algunas graves. O sea que puede aumentar el número de fallecidos. Nuestra solidaridad y condolencias y oraciones a las familias de estos hermanos y hermanas, los que ya están en otro plano de vida y los que están graves en el hospital pidiéndole al Señor por su recuperación”, dijo la Vicepresidenta.

Es “doloroso un evento como este y tanto esfuerzo que hacemos para que entendamos que la responsabilidad cuando conducimos un vehículo es nuestra. Tenemos que hacer absoluto voto de responsabilidad cuando manejamos, cuando conducimos y dejar de incrementar el número de accidentes fatales que solo pérdidas y sufrimiento de dolor, tristeza profunda dejan a las familias”, concluyó la Compañera Rosario Murillo.