En una hermosa expresión de fervor, fe, religiosidad, tradición y cultura, el Instituto Nicaragüense de Turismo (INTUR), realizó en León la repartición de la chicha de maíz negro más grande en honor a  San Benito de Palermo.

Desde las afueras de la iglesia San Francisco de Asís, en punto de las 7 de la mañana se procedió a repartir a los fieles devotos.

En este tradicional evento se preparan 20 barrilles de chicha de maíz negro que se reparten a más de 20 mil personas entre las 7:00am hasta las 12:00pm. Cada barril de chicha lleva 4 bidones de masa de chicha y medio quintal de azúcar.

Para preparar esta tradicional bebida, participan entre 10 a 15 personas del Comité Organizador.

Nairis Siluany de la Dirección de Promoción y Mercado del Instituto Nicaragüense de Turismo (INTUR), expresó que esta actividad que se realiza desde hace 12 años es muy concurrida por la feligresía.

"Las familias vinieron desde muy temprano con recipientes de cualquier tamaño, para poder degustar esta deliciosa chicha, promoviendo nuestras tradiciones que tiene nuestra Nicaragua Siempre Linda", expresó.

El alcalde de León, Roger Gurdián Vigil destacó que, Semana Santa inicia con su devoción, alegría, arte y cultura. 

LEON

"Aquí estamos apoyando y promoviendo junto con el gobierno de Unidad y Reconciliación Nacional a través de las diferentes instituciones, celebrando esta actividad en homenaje a San Benito de Palermo, que tiene un significado especial", dijo.

Desde el inicio de la Cuaresma hasta su finalización en domingo de Resurrección son 113 procesiones las que se llevan a cabo en la ciudad de León.

LEON

Devotos continúan la tradición

A sus 75 años, don Arsenio Isidro Flores, continúa participando de esta hermosa tradición.

"Es una tradición linda de mi León querido. Aquí se acostumbra todos los años a compartir una chicha de maíz negrito en honor a San Benito y agradecemos a nuestro Buen Gobierno, por mantener estas tradiciones y apoyarnos en todo a través del Intur".

Don Félix Borge, lleva 20 años de participar en esta traición.

"Esta es una promesa que venimos a pagar cada año a San Benito de Palermo y venimos a participar de esta linda tradición que ha mantenido nuestro gobierno".

Doña Cándida Hernández, agradeció a Dios y el gobierno, "porque nos está dando la oportunidad de participar en esta tradición muy bonita, probando la riquísima chicha. Yo siempre vengo a pagar promesa, agradeciendo a San Benito me sanó de una enfermedad".

La joven Marisela Ortega compartió que siguen la tradición heredada de sus padres, "yo aprovecho para pedirle a San Benito, salud, prosperidad, paz y que nuestro país siga avanzando con el gobierno". 

En la noche, la imagen de San Benito de Palermo sale en procesión, recorriendo las principales calles de León, hasta retornar a la iglesia San Francisco de Asís.

CHICHA

CHICHA