Los mercados capitalinos ya están ofreciendo todos los artículos indispensables para pasar un verano en familia o disfrutar desde los diferentes balnearios.

La fruta es un producto que no puede faltar. Con la llegada del verano llegan de todos los colores y sabores, alimento natural que nutre e hidrata nuestro cuerpo ante las altas temperaturas.

En el mercado Roberto Huembes puede encontrar zapotes, aguacates, mangos, jocotes y mandarinas. Los aguacates cuestan 30, 50 y 60 córdobas. Los zapotes cuestan 60 córdobas y la bolsa de jocotes y mangos a 15 córdobas la bolsa.

VERANO

Estos productos vienen de La Concepción, Masaya y de la Isla de Ometepe.

En otro sector del mercado puede comprar chinelas de diferentes tamaños y estilos. La chinela sueca para niño cuesta 35 córdobas, la de adulto cuesta 120 córdobas.

Los estilo Rolter tienen un precio de 120 córdobas. Si no le gustan las chinelas conocidas como con gancho, entonces puede comprar las de meter todo el pie que cuestan 90 córdobas.

VERANO

En Variedades Herlinda, siempre en el Roberto Huembes, puede comprar piscinas inflables a 250 córdobas y las más caras a 5000 córdobas. En estas piscinas grandes alcanzan hasta ocho personas. Una excelente opción para refrescarse desde la comodidad de la casa.

Los salvavidas y chalecos cuestan 150 y 250 córdobas.

Las sombrillas grandes las puede comprar en 150 y 250 córdobas.

Otra forma de cubrirse del sol y a la vez verse muy bien es usando sombreros. Estos cuestan 150 y 200 córdobas.

VERANO