Un merecido descanso y un relajante chapuzón se dieron las familias capitalinas en dos de los destinos turísticos de Managua, la Laguna de Xiloá y en el centro recreativo Xilónem, donde se les brinda seguridad, limpieza y sobre todo un ambiente agradable acompañado de paisajes y diversión sana.

Xiloá cada fin de semana recibe familias de sectores aledaños que llegan a distraerse y a su vez a trabajar con la venta de dulces, helados, comida rápida y salir de la rutina un rato en el caso de los que llegan a zambullirse en las refrescantes aguas.

“Yo vine a vender helados a 5 córdobas y traje a mis hijos para que ellos disfruten mientras yo trabajo dignamente gracias al Gobierno que nos permite tener este espacio en el que no pagamos por vender, ni por venirnos a distraer. El ambiente de la laguna es alegre, seguro y todos la pasamos bien sea trabajando o paseando”, dijo Giselle Moreno.

xiloa-xilonem

“Nosotros estamos enamorados de Xiloá, porque es un lugar limpio, calmo, tranquilo y sobre todo porque podemos venir en familia, no se paga al entrar y traemos nuestra comida ya preparada”, expresó Hermes Estrada.

De igual manera las piscinas del centro recreativo Xilónem fue el sitio de encuentro para los que aprovechan sus vacaciones para conocer y disfrutar de las obras turísticas construidas por el gobierno.

“Vengo de Panamá, 7 años de no estar en mi país y mis hermanos me trajeron aquí y estoy fascinado de ver el progreso en mi país, este lugar antes no era así y ahora es una nueva obra, lo que más me gusta es que aquí el ambiente es sano, sin licor, limpio y las piscinas muy seguras”, subrayó Benito Salazar.

xiloa-xilonem

xiloa-xilonem

xiloa-xilonem

xiloa-xilonem

xiloa-xilonem

xiloa-xilonem

xiloa-xilonem