Con la llegada de las primeras lluvias se incrementan las enfermedades virales, es por ello que el Ministerio de Salud ha intensificado las visitas a las casas para realizar una jornada de fumigación.

Los barrios Enrique Lorente y Blanca Segovia fueron los fumigadores como medida de prevención ante las enfermedades provocadas por el mosquito transmisor del dengue, zika y chikungunya.

Daniel Pérez, responsable de salud ambiental del centro de salud Carlos Rugama, explicó que solo creando hábitos de limpieza se podrá eliminar al zancudo.

"Hay que eliminar todos los posibles criaderos de mosquitos que hay en las casas. También es importante revisar calaches y limpiar el techo", señaló.

Reiteró que es necesario que la población permita entrar a sus viviendas a los fumigadores para poder ayudarles a combatir al zancudo adulto.

Una de las personas que habitan en el barrio Enrique Lorente es Juana Sánchez, quien dijo que todos los días limpiamos su casa.

"Acá siempre se mantiene limpio por nuestra salud y la de las personas que vienen porque tenemos una pequeña venta y si no se limpia, los animales e insectos se apoderan y nos enfermamos", finalizó.