La vicepresidenta compañera Rosario Murillo, condenó un femicidio seguido de suicidio que sucedió este martes en la comunidad de Tonalá, en el departamento de Chinandega.

Debemos lamentar, condenar un femicidio que se dio hoy seguido de suicidio. Esto fue en el departamento de Chinandega en la comunidad de Tonalá, dos profesores desgraciadamente con discordia y problemas de diferencias no armonizadas, el varón produjo la muerte, un asesinato de su esposa Antonia Nohemy y después se quitó la vida”, informó.

Estos son, estos son esos eventos que debemos, debemos prevenir, saber prevenir y por eso es que estas comisarías de la mujer que hemos relanzado deben servir para que acudamos antes de que se produzcan las tragedias, para trasladar esas señales, esas alertas que nos ayudan a protegernos mejor”, valoró la vicepresidenta.

Nuestra condena y sobre todo el planteamiento que acudamos con prontitud a presentar cualquier denuncia que nos ayude a prevenir estas tragedias. No tengo la información, pero debe haber niños que quedan en la orfandad absoluta, con los abuelitos tal vez, Dios mediante que tengan a los abuelitos vivos”, concluyó.

.