Más de 1 mil 292 privados de libertad de todos los centros penitenciarios de Nicaragua, 614 de ellos del Sistema Penitenciario Nacional Jorge Navarro de Tipitapa, recibieron el mejor regalo de navidad: pasar las fiestas en sus hogares junto a sus seres queridos gracias al beneficio legal de convivencia familiar.

La ceremonia se desarrolló de manera simultánea en todos los centros penitenciarios de Nicaragua, cumpliendo de esta manera con el proyecto de nación impulsado por el Gobierno del comandante Daniel Ortega y la Compañera Rosario Murillo de fomentar los valores en el seno de la familia.

De acuerdo con la ministra de Gobernación, compañera María Amelia Coronel, afirmó que se trabaja arduamente para reivindicar los derechos no solo de las familias presentes, sino de todas los presos y presas de los establecimientos penitenciarios del país.

Queremos en esta época de fiestas navideñas y de fin de año, desearles que tengan, de aquí en adelante, una vida llena de éxitos, de pasar de los sueños a las acciones y lograr todo que añoraron hacer en este tiempo que estuvieron aquí”, afirmó.

Los puestos en libertad expresaron su nuevo compromiso con la sociedad “desempeñar y demostrar de que aquí vine a recibir un cambio”, refirió Donald Padilla, uno de ellos.

Asimismo, Génesis Cuadra, expresó que se trata de una nueva oportunidad para retomar su vida, con nuevos objetivos y metas.

La verdad de que ahora buscaré como tener un trabajo digno y salir adelante con mis 5 hijos”, dijo, abrazando fuertemente a su anciana madre.

De los 1,292 presos que fueron favorecidos a nivel nacional, 164 son de Juigalpa, 60 de Chinandega, 131 de Granada, 119 de Matagalpa, 82 de Estelí, 22 de Bluefields y 614 de Tipitapa.

PRESOS

libertad1

libertad1

libertad1