Atrás quedó el Chocolatito campeón, hoy es un humilde peleador que sueña con un título mundial y que empieza de cero su carrera, al menos así lo siente él, aunque en la retina de los nicaragüenses está fresco el recuerdo de sus cuatro cinturones que lo catapultaron a lo más alto del boxeo mundial.

Hoy, este Chocolatito tiene hambre, el hambre de triunfo con la que subió al ring en Japón aquel 15 de septiembre del 2015 cuando retó al Campeón Mundial de las 105 libras, el japonés Yutaka Niida.

Román “Chocolatito” González tocó el cielo con sus puños. Obtuvo 4 títulos mundiales y fue considerado por muchos meses el mejor peleador libra por libra del mundo. Rozó las 50 peleas invicto (46-0) hasta que se encontró con el tailandés Srisaket Sor Rungvisai que lo derrotó 2 veces, 1 de ellas por nocáut.

Román tiene ya 1 año y 2 meses sin subir al ring, su última pelea fue el 15 de septiembre del 2018 en las Vegas, noqueando en 5 asaltos al mexicano Moisés Fuentes. El tiempo le puede pasar factura al Chocolatito, él y su equipo lo saben, tanto así, que ya tienen 2 meses y medio concentrados en Coachella, California, Estados Unidos.

En entrevista concedida a Juan Aguilar, periodista deportivo de Viva Nicaragua – Canal 13, el Chocolatito confirmó que no tiene fecha para su próxima pelea. No obstante, espera que en los próximos días se concerte alguna: “Posiblemente a finales de diciembre, estamos en eso. Hemos estado conversando con el Sr. Honda. Él es el que sabe. Estamos en negociaciones. En cualquier momento hacen el llamado de cuando es la pelea y pues, estamos muy contentos con el trabajo que hemos estado haciendo aquí en Coachella”.

Román está bajo la mirada atenta de su entrenador Marcos Caballero y el resto de su equipo. “Estamos fortalecidos como el búfalo. Estamos en la mejor condición de mi vida. Hoy en la mañana corrí 35 kilómetros, me pesé e hice 122 libras” le dijo El Chocolatito a Juan Aguilar.

El púgil nicaragüense sabe que todo el sacrificio que está haciendo dará sus frutos: “Estoy muy bien, entreno fuerte. Sé que este es un compromiso muy importante para llegar a una pelea de Campeonato del Mundo. Esperando cosas buenas”

Y así como Román, toda Nicaragua espera “cosas buenas” para el mejor alumno del gran Alexis Argüello (q.e.p.d).